La propuesta para renovar el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha sido paralizada por el Gobierno para llegar a un acuerdo con los 'populares'. Así lo ha anunciado Pedro Sánchez tras el fin del debate sobre la moción de censura registrada por Vox, que ha sido rechazada por 298 votos en contra y con los únicos apoyos de los 52 diputados de Vox. No ha habido abstenciones.

"En beneficio de nuestra Constitución y nuestra democracia, vamos a detener el reloj de la reforma del CGPJ a la espera de que ustedes se sienten y se avengan a desbloquear la renovación de los jueces", ha dicho el presidente del Gobierno, haciendo referencia al Partido Popular. Sin embargo, los populares ya han puesto condiciones a este pacto y han insistido en la necesidad de la retirada de la propuesta, y no la reforma de la misma.

Y es que esta sorpresa llega después de que Pablo Casado anunciara el voto en contra de su partido contra la moción de censura y rompiera con la formación de extrema derecha. Así, el Gobierno tiende la mano a la oposición para negociar la renovación de las instituciones.

Votaremos 'no' a su candidatura para presidir el Gobierno de España", le ha dicho Casado al líder de Vox, Santiago Abascal poco antes de las 11:00 horas, tras varios minutos de intervención.

Este cambio de rumbo llega después de que Casado anunciara su voto en contra a la moción de censura de Vox

Considera que Abascal que "no está capacitado": "Hemos hecho lo que usted no sabe a hacer y su partido no ha hecho nunca", le ha espetado y sobre la moción, ha dicho que "Vox es el seguro de vida de Sánchez para seguir de inquilino de la Moncloa".

Si bien, fuentes del PP consideran que han sido ellos los que han "ganado la batalla", pero recuerdan que todavía quedan dos condiciones: que Podemos salga de la negociación y la despolitización de la justicia. Además, creen que el líder del Ejecutivo ha hecho este anuncio "forzado por la Comisión Europea" y afirman que no quieren una paralización de la reforma, sino la retirada de la propuesta

Así lo ha expresado el número 2 del PP, Teodoro García Egea, que ha asegurado en un tuit que sus condiciones pasan por retirar la reforma del CGPJ, "despolitizar la elección del CGPJ" y excluir a Podemos del proceso.

 

Pedro Sánchez considera que es importante disponer de "instituciones fuertes y legitimadas", por lo que ha hecho un llamamiento a la cámara baja y, en concreto, al PP para proceder a las renovaciones pertinentes. "Señor Casado, renovemos el poder judicial, el defensor del pueblo, el Tribunal Constitucional. Necesitamos entendimiento y diálogo", ha dicho durante su intervención.

"Cuando acabe esta moción de censura sentémonos a renovar. Vamos parar el reloj a la espera de que ustedes se sienten y avengan a desbloquear", es el mensaje que ha trasladado al líder de la oposición.

Sánchez considera que es importante disponer de "instituciones legitimadas", por lo que ha hecho un llamamiento al PP

Este cambio de rumbo llega después de que PSOE y Unidas Podemos registraran su propuesta para reformar la ley que regula la renovación del Consejo General del Poder Judicial, con el fin de modificar las mayorías parlamentarias necesarias para renovarlo y poner fin así al bloqueo.

Santiago Abascal ha sido el encargado de cerrar el debate de la moción de censura que ha presentado su partido, que finalmente no ha salido adelante con 52 votos a favor y 298 en contra. El líder de la formación de extrema derecha considera que Pablo Casado y Pedro Sánchez han buscado "negociar el poder judicial", de ahí sus últimas intervenciones.

"Lo que hemos entendido con su intervención es lo mismo que la de Casado, que ha tenido que salir a insultarnos y decir cosas que jamás pensaríamos para negociar el poder judicial con usted", ha sentenciado.