Contundente respuesta de Gabriel Rufián a Vox y su 'pin parental'. El diputado de ERC ha mostrado su total rechazo a la medida educativa que propone la formación de Abascal y la ha rebautizado como "pin neandertal".

 

Vox lo ha impuesto como condición para apoyar los presupuestos autonómicos en regiones como Murcia o la Comunidad de Madrid. La medida, defendida también por organizaciones ultraderechistas como Hazte Oír, pretende que los padres de los alumnos tengan que autorizar de manera previa y expresa la asistencia de sus hijos a cualquier tipo de actividad celebrada en el centro escolar, recibiendo información anticipada de todas ellas.

Así, supondría que los padres puedan no permitir la asistencia de sus hijos a charlas y talleres con contenidos sobre diversidad afectivo-sexual en horario lectivo.

El portavoz de Vox en el Congreso, Iván Espinosa, ha equiparado el 'pin parental' con la autorización que ya dan los padres para que sus hijos cursen o no religión. "No es más que un instrumento para dar a los padres libertad de elegir", ha señalado en una entrevista en Telecinco, al tiempo que ha defendido que "los padres saben mucho mejor que los profesores lo que es mejor para sus hijos".

Por su parte, el expresidente Rodríguez Zapatero no dudó en expresar también su rechazo y considerar la medida como "un error". Zapatero recordó al presidente del PP, Pablo Casado, que su partido ha perdido elecciones "cuando se radicaliza".

El formulario que Vox quiere que firmen los padres

Vox ya ha colgado en su web un modelo de formulario dirigido al director del centro educativo. En el documento en cuestión piden que se informe a los padres de cualquier taller o charla de tipo afectivo-sexual para, en base a ello, dar su consentimiento para la asistencia de sus hijos.

El formulario indica además las instrucciones para presentar esta solicitud e incluso avisa de los pasos a seguir si el centro escolar se negara a contar con este permiso de asistencia. Vox insiste en que este documento en pro del 'pin parental' trata de frenar el "evidente adoctrinamiento en ideología de género que hay en las aulas".