El rey Felipe VI ha designado a Pedro Sánchez como candidato a la investidura. Concluida la octava ronda de consultas de su reinado, en la que se ha reunido con todos los partidos con representación parlamentaria -salvo ERC, EH Bildu, el BNG y la CUP-, el monarca ha comunicado esta decisión a la presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet.

Así lo ha confirmado Batet en rueda de prensa tras reunirse con el jefe del Estado durante media hora en el Palacio de la Zarzuela, donde no ha precisado en qué fechas tendría lugar el debate de investidura. En este sentido, ha señalado que "habrá que ver cómo evolucionan estas negociaciones que está manteniendo el ya candidato formal propuesto por su majestad el rey para que pueda haber una investidura exitosa".

Inmediatamente después, el líder socialista y presidente del Gobierno en funciones ha comparecido desde Moncloa. Sánchez, que ha sido el último en reunirse con el rey, ha explicado que en ese encuentro de hora y media de duración le ha trasladado su "disposición a aceptar el encargo" de formar gobierno.

El secretario general del PSOE asimismo ha anunciado que el próximo lunes convocará al líder del PP, Pablo Casado, para una reunión, y que cerrará asimismo un encuentro con la portavoz de Ciudadanos, Inés Arrimadas. Además, ha adelantado que la portavoz socialista, Adriana Lastra, se reunirá con todos los partidos políticos del Congreso.

Durante esta segunda jornada de la ronda de consultas, Felipe VI ha recibido a los dirigentes de los partidos con mayor representación parlamentaria. El líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias -al igual que han hecho sus socios de IU y En Comú Podem-, le ha trasladado que votarán a favor de una investidura de Sánchez, mientras que el PP y Vox han reiterado su 'no'. Por su parte, Arrimadas ha insistido en una vía alternativa al pacto entre los socialistas y la formación morada: un acuerdo a tres de PSOE, PP y Ciudadanos.

Garzón se muestra optimista pero no da garantías

El coordinador federal de Izquierda Unida ha sido el encargado de inaugurar la segunda jornada de la ronda de contactos. Tras su reunión con el rey, Alberto Garzón se ha mostrado "optimista", si bien ha señalado que su partido no puede "poner fecha ni dar garantías" a una investidura.

En cuanto a las reuniones que está manteniendo el PSOE con los distintos partidos -especialmente con Esquerra-, ha destacado que tienen que "ser discretos porque el manejo de los mensajes y los ritmos les concierne a los protagonistas", aunque en la formación morada están al tanto de lo que va ocurriendo.

Además, en su comparecencia ante los medios, el dirigente de Unidas Podemos ha pedido "paciencia y tiempo para que se pueda fraguar el acuerdo" entre los partidos de izquierda y desbloquear así la situación política con un gobierno progresista.

"He transmitido al ciudadano Felipe de Borbón que el gobierno PSOE-UP es la única posibilidad de solucionar los problemas sociales y territoriales del país", ha señalado en Twitter.

 

El PNV apoya el gobierno de coalición

Después del dirigente de IU, ha llegado el turno del portavoz del PNV de mostrar el posicionamiento de su partido ante la posibilidad de que se celebre una investidura. La reunión de Aitor Esteban con el monarca se ha prolongado durante 50 minutos, más de lo estimado para cada encuentro, pero después de esta no ha comparecido en el Congreso, como sí han hecho el resto de dirigentes.

No obstante, su partido se ha mostrado, en otras ocasiones, favorable a que la investidura salga adelante. "La veo progresando y saliendo", señaló el presidente del PNV, Andoni Orduzar, este fin de semana. Además, han mostrado su apoyo a las negociaciones entre PSOE y ERC.

En Comú Podem pone el foco en ERC y Junts

La tercera formación que se ha reunido con el rey durante esta jornada ha sido En Comú Podem. Su portavoz, Jaume Asens, ha interpelado a Esquerra Republicana y a Junts per Catalunya para que den su abstención en caso de que se celebre la investidura de Pedro Sánchez.

"Que tengan presente que la abstención no es ningún apoyo al Gobierno. Pedimos que sean conscientes de que cuanto más tiempo pasemos sin gobierno, más gana la derecha y la extrema derecha. Que dejen de competir entre ellos porque esto nos acerca al nuevo precipicio de Vox y a unas nuevas elecciones", ha señalado desde el Congreso de los Diputados.

Tras su encuentro con el monarca, Asens ha destacado que, a su parecer, el gobierno tendría que formarse antes de Navidad, para lo que "tendrían que celebrarse más reuniones". "La gente se merece un gobierno antes de Navidad. Esquerra Republicana se equivoca si quiere ralentizar las negociaciones", ha aseverado, por lo que les ha pedido que "prioricen la agenda del país a la del partido".

JxCat habla de la soberanía del Parlament con el rey

Turno también para la portavoz de Junts per Catralunya, Laura Borràs, cuya reunión con el rey ha durado una hora. "Hemos hablado de la soberanía del Parlament de Cataluña para debatir cualquier tema relevante para la sociedad catalana. No me ha dicho que haya dado respuesta a ninguna de las cartas que ha recibido", ha contado.

Borràs le ha entregado a Felipe VI un informe del Centro de Estudios de Opinión con datos sobre el independentismo y ha afirmado que "nunca el problema político tuvo que salir del ámbito político". Asegura que no plantean condiciones: "Nosotros planteamos mínimos democráticos, que haya una respuesta y voluntad políticas para buscar una solución para Cataluña". "La existencia de presos y represaliados cada vez en un número mayor no facilita que la situación pueda salir adelante", ha añadido.

Sobre las negociaciones del PSOE y ERC, ha indicado que "veremos el resultado y si ERC los puede considerar positivos". "Siempre hemos dicho que cualquier negociación siempre tiene que incluir a todos los actores políticos y no se puede dejar aparte al principal partido independentista de Cataluña", ha aseverado.

Sobre las negociaciones PSOE-ERC: "Veremos el resultado y si ERC los puede considerar positivo"

Ha dicho también que están esperando la llamada de los socialistas tras la primera reunión con Adriana Lastra, en la que se emplazaron a volver a reunirse.

La 'vía Arrimadas' de los 221 escaños

Por su parte, Inés Arrimadas ha trasladado al jefe del Estado que desde Ciudadanos continuarán "insistiendo en la vía de los 221 escaños" porque, a su juicio, "es la vía sensata". Esta fórmula supondría un pacto entre PSOE, Partido Popular, Ciudadanos y Navarra Suma, la fórmula presentada por la derecha en la comunidad foral.

Tras su reunión con el rey Felipe VI, la portavoz de la formación naranja ha asegurado que "hoy mismo" se pondrá "en contacto con Pedro Sánchez para insistir y ver cómo se puede concretar y poner fecha a una reunión más urgente que nunca".

"Decimos 'no' al gobierno Frankenstein de populistas"

En cuanto a las negociaciones entre los socialistas y Esquerra, Arrimadas ha señalado que "los condenados por dar un golpe de Estado en nuestro país no pueden estar decidiendo el Gobierno de España".

Además, Arrimadas ha "descartado absolutamente que Ciudadanos viole sus principios haciendo vicepresidente a Iglesias" y permitiendo que "en cada votación se dependa de una sopa de letras". "No solo decimos 'no' al gobierno Frankenstein de populistas, sino que insistimos en la vía de 221".

Unidas Podemos, "prudentes pero optimistas"

Después del parón tras las reuniones de la mañana, la ronda de consultas se ha reanudado esta tarde con el encuentro entre Felipe VI y el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias. En esta reunión, el líder de la formación morada ha trasladado al monarca su respaldo a la investidura de Sánchez y le ha transmitido que son "prudentes pero optimistas" en lo que respecta a las negociaciones para la investidura .

Iglesias, que asumiría una vicepresidencia de fructificar la investidura de Sánchez, ha valorado tras su encuentro con el rey que "tanto el PSOE como ERC están poniendo mucho de su parte para alcanzar un acuerdo". No obstante, ha evitado entrar en detalles, aludiendo a la necesidad de "respetar los tiempos" y a los interlocutores en esa negociación.

"Tanto el PSOE como ERC están poniendo mucho de su parte"

Pese a ello, ha reiterado su sensación de que ambas formaciones "se están esforzando para llegar a un acuerdo" y que "se está trabajando en la buena dirección". Aunque, en su opinión, lo ideal es que la investidura se celebrase antes de terminar el año, ha apuntado que lo importante es que esta se celebre, aunque sea en enero.

Asimismo, ha expresado su satisfacción acerca de las negociaciones del programa de gobierno con el PSOE, afirmando que serán capaces de presentar uno que "genere mucha ilusión" a los españoles.

Vox se mantiene en su rechazo frontal al PSOE

Tras la reunión con Iglesias le ha llegado el turno a Santiago Abascal, líder de Vox, que ha despachado con el rey durante apenas 30 minutos, la audiencia más corta de esta ronda de consultas. Durante su encuentro con el monarca, el dirigente de extrema derecha ha comunicado a Felipe VI su rechazo frontal a la investidura de Sánchez.

"Le hemos anunciado nuestro voto contrario a una hipotética investidura de Sánchez", ha indicado Abascal durante su comparecencia en el Congreso tras la reunión, en la que ha criticado la negativa de EH Bildu, BNG, la CUP y ERC a reunirse con el monarca.

"Han convertido a Sánchez en el portavoz oficioso de los enemigos de España"

"Han convertido 'de facto' al señor Sánchez en el portavoz oficioso de todos los enemigos declarados de España", ha afirmado el líder de extrema derecha, que ha trasladado al rey que Vox apoyará "la acción de cualquier gobierno que resulte elegido y que se decida a restaurar el orden constitucional en Cataluña".

Sobre la vía alternativa de los 221 diputados de PSOE, PP y Ciudadanos en la que ha insistido este miércoles Inés Arrimadas, Abascal ha indicado que Vox en ningún caso facilitaría un gobierno liderado o integrado por el PSOE, aunque ha opinado que esa opción "sería preferible a un gobierno del Frente Popular".

"Hemos dicho a PP y Ciudadanos que no criticaríamos que ellos tiendan la mano para favorecer esa posición", ha dicho, aunque ha aclarado que, en cualquier caso, "Vox votaría también en contra de esa investidura". No obstante, ha adelantado que "a un gobierno de esa naturaleza", le plantearían "una leal oposición", frente a la "oposición frontal y total" que harán a un Ejecutivo del PSOE y Unidas Podemos.

 

'No' claro del PP a Pedro Sánchez

A continuación, el rey se ha reunido con el presidente del PP, Pablo Casado, el penúltimo de los representantes políticos que han formado parte de la ronda de consultas. Casado ha trasladado al jefe del Estado el 'no' de los populares a facilitar una investidura de Sánchez, a quien acusa de haber "cruzado el Rubicón" con sus negociaciones.

"Pedro Sánchez no se ha dirigido a nosotros en ningún momento", ha reprochado el líder popular, que ha tachado esta actitud de "falta de respeto" hacia el PP. "La posición del PP es que votaremos negativamente si Sánchez presenta la candidatura a presidir el Gobierno", ha aseverado, Casado, que ha postulado a su formación como "la alternativa sistémica" al PSOE. Una alternativa que, ha remarcado, "no puede quedar en manos de Podemos o Vox".