La gerente del Hospital 'Príncipe de Asturias' de Alcalá de Henares, Dolores Rubio, ha propuesto en una reunión con el equipo médico del centro quitar los teléfonos móviles a los pacientes para evitar que las familias los convenzan de rechazar su traslado al Hospital Zendal.

Según Rubio, el hospital está falto de personal, debido precisamente al traslado de profesionales que ya han abandonado el centro, y el hecho de que haya pacientes que se nieguen a desplazarse provoca un problema. Así lo ha mostrado la Cadena Ser, que ha tenido acceso a una grabación del encuentro entre los dirigentes y el equipo de la entidad.

En esta línea, ante la sospecha de que son los familiares los que se ponen en contacto con el paciente para evitar su traslado, la gerente pide deshacerse de los dispositivos: "La familia hay que mantenerla fuera" señala Rubio, y sigue: "Pues se prohíben los teléfonos. ¿Por qué tiene que llamar a la familia? ¿Por qué tiene que tener un móvil?".

 

Ante estas afirmaciones, en los audios se escucha cómo el propio personal médico advierte de que hay que informar a las familias de dicho traslado: "Eso sí, por supuesto", incide Rubio. No obstante, apunta que dicho comunicado debería hacerse una vez los pacientes ya estén efectuando su desplazamiento: "Se comunicará, pero cuando ya esté para hacer el traslado", insiste.

Sospechas de un boicot "desde dentro"

Durante la reunión, Rubio también ha deslizado que podría haber personal del hospital persuadiendo a los pacientes de quedarse donde están. De hecho, los define como "boicoteadores", porque, indica, no es la primera vez que se producen estos hechos: "Habrá que empezar a trabajar el punto de vista de los informadores que cogen el teléfono y habrá que ver a quién tenemos al teléfono, porque a lo mejor tenemos al boicoteador dentro".

 

Asimismo, la gerente también insiste en sus sospechas: "Si el paciente dice que sí (y ya llevamos unos cuantos) y al cabo de cinco minutos entra un auxiliar o no sé quién y resulta que el señor ya dice que no... A ver qué es lo que está pasando", sentencia.

"Estamos haciendo la 'o' con un canuto", afirma Rubio. En este caso, hace referencia al uso que se está haciendo del Hospital Zendal, que define como "el mejor hospital del mundo" en lo referido a pandemias. "Los hospitales de China son una mierda. Pero el nuestro no. Tenemos el mejor hospital de COVID del mundo, y resulta que preferimos que el paciente esté en una silla, pues algo estamos haciendo mal", concluye.

 

Aguado se pronuncia: "No debería ocupar su cargo ni un minuto más"

La polémica no ha tardado en trascender, y en la Asamblea de Madrid de este jueves, el diputado de Más Madrid Pablo Gómez Perpinyà ha exigido el cese de la gerente del hospital por este "escándalo", tilda el político. De hecho, también se ha sumado a esta petición el PSOE de Madrid, que ha mostrado su disconformidad con gestión de Rubio.

Ante esto, una de las declaraciones más rotundas ha sido la del vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, que en una rueda de prensa se ha mostrado a favor de la dimisión de Rubio: "Una persona al frente de una institución defendiendo algo así no debería ocupar su cargo ni un minuto más", ha espetado con rotundidad.

"No podemos dejar solas a las personas que están ingresadas, y me pongo en la piel de esos que no pueden estar con su familia en el sofá de al lado del hospital. Es es inadmisible que la gerente considere que esa persona no puede tener contacto con su familia para consultar el traslado, por mucho que el Zendal sea el mejor hospital del mundo", concluye.

La Consejería de Sanidad no la cesará

Pese a las peticiones de cese, incluso por parte del propio vicepresidente madrileño, la Consejería de Sanidad no destituirá a la gerente, a la que defiende como "una profesional que ha sido grabada en una conversación privada", según fuentes del departamento citadas por la agencia Efe.

Por su parte, fuentes del Hospital de Alcalá de Henares a laSexta indican que no se baraja la opción de hacer declaraciones ni emitir ningún tipo de comunicado al respecto. Apelan a las declaraciones de Rubio y argumentan su preocupación por los problemas a la hora de trasladar a los pacientes al Zendal: "Se trata de un hospital especializado en tratar a pacientes COVID", insisten.