El Gobierno ha impulsado un cheque de 200 euros como medida 'estrella' del decreto anticrisis impulsado el pasado 25 de junio para hacer frente a la inflación derivada de la guerra en Ucrania. Se trata de una medida más que, unida a la reducción del IVA o de la subida de las pensiones no contributivas, anunció el Ejecutivo para tratar de paliar algunos de los efectos más duros de la crisis derivada de la invasión.

La puesta en marcha de este bono de ayuda directa a familias vulnerables beneficiará a 2,7 millones de personas, según las estimaciones del Gobierno, y se prevé dedicar a la misma hasta 540 millones de euros. Pero, ¿quién se puede beneficiar? ¿Cuáles son los requisitos? ¿Cómo se puede solicitar? Te lo explicamos.

Estos son los requisitos

Para recibir esa ayuda, los beneficiarios deben residir en hogares en los que la suma de las rentas que perciban los convivientes sea inferior a 14.000 euros en 2021 y cuyo patrimonio descontando la vivienda habitual no supere los 43.196,40 euros.

El cómputo de ingresos y de patrimonio se efectuará de manera conjunta, considerando todas las personas que residan con el beneficiario en un mismo domicilio a fecha 1 de enero de 2022 "y estén unidos entre sí por matrimonio o análoga relación de afectividad a la conyugal con al menos dos años de antelación o por parentesco, hasta el tercer grado, incluido los afines, con cualquiera de los anteriores, así como otras personas con las que cualquiera de los anteriores conviva en virtud de guarda con fines de adopción o acogimiento familiar permanente".

Los beneficiarios también deben tener residencia legal y efectiva en España en la fecha de entrada en vigor de real decreto-ley, que será este lunes 27 de junio, y haberla tenido de forma continuada e ininterrumpida durante al menos el año inmediatamente anterior.

No podrán acogerse a ella los beneficiarios del Ingreso Mínimo y algunos pensionistas

El Gobierno excluye de esta ayuda a quienes ya cobren el Ingreso Mínimo Vital o reciban pensiones del Régimen General y los Regímenes especiales de la Seguridad Social o por el Régimen de Clases Pasivas del Estado.

Para estos colectivos, el Real Decreto-ley contempla ya medidas concretas como la prórroga del incremento del 15% del Ingreso Mínimo Vital o de las pensiones no contributivas, que implica incrementos anuales superiores a los 200 euros.

En el caso de las pensiones contributivas, el Gobierno garantiza el incremento en línea con la inflación para garantizar que no existe una merma del poder adquisitivo.

¿Cómo se puede solicitar?

La solicitud de esta ayuda de 200 euros se deberá presentar en la Sede Electrónica de la Agencia Estatal de Administración Tributaria rellenando un formulario electrónico antes del 30 de septiembre de 2022. No obstante, la Agencia Tributaria aún no permite el acceso mediante su página web, algo que se espera que ocurra entrado el mes de julio.

Según indica la disposición del BOE, la solicitud se realizará mediante un formulario electrónico en el que, necesariamente, deberá figurar la cuenta bancaria en la que se desee que se realice el abono.

Tras ser aceptada, la ayuda acordada se abonará mediante transferencia bancaria. No obstante, transcurrido el plazo de tres meses desde la finalización del plazo de presentación del formulario sin haberse efectuado el pago, la solicitud podrá entenderse desestimada y el usuario podrá interponer recurso de reclamación.