Pablo Casado está en Cartagena después de cenar en Elche con 600 mujeres. El líder de los populares reivindica un feminismo que no enfrente hombres mujeres. Ni victimizar a la mujer pero tampoco criminalizar a los hombres.

Pablo Casado ha criticado a los partidos que, según él, politizaron las manifestaciones del 8M. El PP no va a decir a las mujeres que tienen que hacer, dice Casado. Además, propone ayudar a las madres que quieren serlo si es presidente del Gobierno.

"Nosotros no les decimos a las mujeres lo que tienen que hacer como otros pretendían el 8M. No les hablamos como colectivo, les tenemos mucho más respeto. Cada mujer es única, irrepetible y libre", defiende Pablo Casado.

Las mujeres vuelven a hacer historia en una jornada de lucha por la igualdad real

Si aún no entiendes por qué sigue siendo necesaria la huelga del 8M, este vídeo es para ti

Las ministras del Gobierno y la esposa de Pedro Sánchez se unen al 8M: "Feminismo liberal, ridículo total"

Concentraciones feministas frente a las sedes de Vox y Partido Popular durante el 8M