La consellera de Sanidad de la Comunidad Valenciana, Ana Barceló, ha anunciado que a partir de este viernes entrarán en vigor "medidas especiales" para frenar los contagios de coronavirus solo en la ciudad de Valencia, que acumula un 35% de los brotes en la región.

Estas restricciones, que estarán vigentes durante 14 días, afectan al ocio, la hostelería y también al ámbito familiar en la capital valenciana, que concentra 63 de los 180 focos que hay actualmente en la Comunidad.

Así, en la hostelería se deberá asegurar una distancia de 1,5 metros entre mesas y personas situadas en diferentes mesas y no podrán reunirse más de 10 personas.

Los establecimientos, así como los locales de ocio nocturno, pubs y discotecas, tendrán que cerrar a las 01:30 horas. Adenmás, se prohíbe el botellón, que queda declarado "situación de insalubridad y no estará permitido", según ha explicado Barceló.

Por su parte, hoteles y alojamientos turísticos deben limitar el aforo de las zonas comunes al 60% y reducir a 25 personas el máximo en actividades grupales.

En el ámbito privado y familiar, se establece un límite máximo de 15 personas para las reuniones de familiares o amigos. Además, se suspenden las visitas a las residencias de ancianos y las salidas de los residentes.

 

La consellera ha detallado estas nuevas medidas en una rueda de prensa en la que ha informado de 358 nuevos casos en la comunidad y ha indicado que el número de contagios se ha multiplicado por 15 desde el final del estado de alarma.

El número de contagios se ha multiplicado por 15 desde el estado de alarma en la Comunidad Valenciana

Según ha explicado, se han registrado contagios por coronavirus en 27 residencias valencianas. No obstante, ha dicho, el 45,5% de las infecciones corresponden a la franja de edad entre 15 y 34 años, mientras que otro 33% corresponde personas entre 35 y 64 años.

Asimsmo, ha alertado de que los contagios están aumentando mucho en la ciudad de Valencia, precisando que, aunque los rastreadores hacen que los brotes se contengan mejor, "el aumento de casos complica esta contención", y de ahí las nuevas medidas.

Además, Barceló ha indicado que Salud Pública de la Comunidad Valenciana está estudiando si es necesario prohibir fumar en calle, como ya han hecho Galicia y Canarias.