INCLUYE DESDE PRISIÓN DE MANERA INDEFINIDA A MEDICACIÓN OBLIGATORIA

INCLUYE DESDE PRISIÓN DE MANERA INDEFINIDA A MEDICACIÓN OBLIGATORIA

La nueva reforma del Código Penal considera a las personas con enfermedad mental como "sujetos peligrosos"

Una criminalización que incluye desde prisión de manera indefinida a la obligación de tomar medicación quieran o no. Médicos, abogados y también enfermos creen que es anticonstitucional y que se basa en prejuicios. En este aspecto, una de cada cuatro personas ha tenido o tendrá alguna enfermedad psiquiátrica en su vida.

En el nuevo Código Penal que pretende aprobar el ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, las personas con enfermedad mental son "sujetos peligrosos", pero el anteproyecto de ley no explica en absoluto cómo, cuándo y quién determinará el grado de peligrosidad.

"Nosotros como profesionales, no podemos hacer una predicción de conductas de peligrosidad", ha señalado Mariano Hernández, miembro de la Asociación Española de Neuropsiquiatría. A partir de ahora, no serán los médicos, sino los jueces, quienes podrían controlar las enfermedades mentales.

Por su parte, Javier Pallarés, perteneciente a la Fundación Manantial, ha afirmado que "no hay ningún método riguroso que permita valorar esa peligrosidad". Aun así, a los cinco años de su ingreso en un centro psiquiátrico, su condena será revisada. Si las autoridades consideran que sigue siendo peligroso, su internamiento puede convertirse en una cadena perpetua.

Además, José María Sánchez, presidente de la Confederación Española de Agrupación de Familiares y Personas con Enfermedad Mental (FAEFES), ha asegurado que "en otros casos cuando alguien cumple la pena, según el artículo 52 de la Constitución, se supone que se reinserta y se recupera". "Por eso, si nosotros tenemos un trastorno mental grave, vamos a tener el problema toda la vida", ha añadido.

Los enfermos denuncian que el nuevo Código Penal les criminaliza y aun cuando salgan de prisión, seguirán bajo la lupa de las autoridades, como si fueran terroristas."Yo tendría miedo de ir a una manifestación, porque si pasa algo me podrían detener y encerrar de por vida", ha manifestado Hernán, que sufre una enfermedad mental.

Tras un intento de suicidio y un ingreso psiquiátrico, un buen tratamiento hizo que Hernán olvide su enfermedad. Ahora, la ley vuelve a colgarle el cartel luminoso de "enfermedad mental". "Estaremos obligados a medicarnos a la fuerza y sin consentimiento", ha afirmado.

laSexta.com | Madrid | 01/06/2014

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.