El ministro Grande-Marlaska comparece este jueves en el Congreso, a petición propia -insiste Moncloa-, para dar cuenta de su gestión durante la crisis del coronavirus, y justo después de la polémica suscitada por las palabras del general de la Guardia Civil, que dijo que una de las líneas de trabajo era minimizar el clima contrario a la gestión del Gobierno.

Marlaska ha dicho que las campañas de desinformación y bulos "son actos deplorables y ponen en riesgo nuestra salud, responsables de causar muertos". "Tenemos derecho a la libertad de expresión y la ejercemos. Lo que no tienen derecho son los desaprensivos a poner en riesgo nuestra salud aprovechándose de una situación de vulnerabilidad".

Ha explicado el protocolo de actuación, y ha asegurado que una vez que se detectan los bulos "actuamos con todas las garantías del Estado de Derecho". "No es libertad de expresión, son actos deplorables", ha añadido: "Los bulos y la desinformación son los grandes aliados de esta enfermedad".

"No se pone a la Policía Nacional a investigar a nadie. Monitorizan las redes para seguridad de toda la ciudadanía", ha afirmado.

Marlaska: "Lo que no tienen derecho los desaprensivos es a poner en riesgo nuestra salud aprovechándose de una situación de vulnerabilidad".

La portavoz del PP, Ana Belén Vázquez, ha acusado al ministro de "coartar la crítica": "No permiten ni media queja, ni medio reproche". Le ha dicho que "quite sus manos" de la Guardia Civil: "Usted no es la Guardia Civil. Dijo que perseguían las noticias perligrosas. ¿Quién decide qué lo son?".

Javier Ortega Smith, de Vox, ha dicho que esta "es una sucesión de hechos por la que un día tendrán que responder en un banquillo de los acusados. Ustedes sólo se han preocupado de protegerse a ustedes". Y Macarena Olona le ha espetado: "Le pido señor Grande-Marlaska que pase de las palabras a las acciones aquí no puede haber ambigüedad. No le pido que nos pida perdón, proteja a nuestros agentes, defienda al poder judicial. Hoy puede hacerlo muy claramente".

Marlaska se ha preguntado si solo tienen que actuar "cuando le pinchen la rueda a un sanitario ¿actuamos? ¿no hacemos nada cuando dicen que no te fíes del sistema sanitario? y eso es trabajo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado".

Y a la diputada Olona, le ha respondido: Lo que me llama la atención, lo que dice de que atacamos la libertad de expresión, no se a qué se refiere. A mí no me ha gustado escuchar lo de policía política, pero ahí usted ha demostrado que tiene mucho que aprender".

La frase de la polémica

José Manuel Santiago, jefe del Estado Mayor de la Guardia Civil, dijo en su comparecencia el fin de semana que una de las líneas de trabajo era minimizar el clima contrario a la gestión del Gobierno. En sus primeras palabras tras la polémica, el lunes, destacó que "lo primero son las personas, no hay ideologías".

"En mis 40 años de servicio, de lucha contra ETA, de la academia, en misiones en el extranjero, en El Salvador, en Libia, si hay una cosa que he aprendido es que lo primero son las personas, no hay ideologías. Todos los que estamos aquí, todos ustedes, somos un equipo", ha señalado.

Campaña de "descrédito"

También esta semana se ha conocido que la Guardia Civil solicitó a las comandancias que realizaran un seguimiento semanal de las campañas de desinformación o bulos sobre el COVID-19 que pudieran causar "desafección a las instituciones del Gobierno".

Lo hicieron a través de un mail enviado a las diferentes comandancias. Según ha podido saber laSexta, ese mail con instrucciones lo envió el equipo del jefe del Estado Mayor de la Guardia Civil.

Fuentes de la Guardia Civil a laSexta confirman que en ese correo se hablaba de monitorizar campañas que "intensificaran el descrédito contra las instituciones del Gobierno".

Según explican ahora, se refería a bulos que afectaran a los sanitarios, policías y gobiernos autonómicos, no solo al Gobierno central, sino a todas las instituciones.

Las explicaciones del general 48 horas después

Preguntado por este mail en rueda de prensa este martes, el general Santigo apunta que se trata de un "documento interno" sobre los "bulos e información de carácter incierto" que busquen provocar desorden social y que "en ningún momento se habla de críticas al Gobierno".

El general Santigo apunta que se refería a "bulos e información de carácter incierto" que buscan provocar desorden.

Añade que estas instrucciones dadas "no implican ninguna acción mayor que detectar esos bulos" y que se refería a "instituciones del ámbito local y de todas las instituciones a nivel nacional".

Marlaska: "Que dejen en paz a la Guardia Civil"

Grande-Marlaska negó con rotundidad en El Objetivo que el Gobierno haya realizado esa petición a la Guardia Civil, algo que apunta sería ilegal, y se ha referido a esta afirmación del general como "unas declaraciones que se pueden calificar de erróneas". "Son propias también de un ejercicio de transparencia por parte del Gobierno y el Comité Técnico que todos los días da la cara y en un momento dado podemos errar", añadió.

"PP o Vox utilizan a la Guardia Civil para tratar de llegar al ministro del Interior", afirmó Marlaska.

Hay más. El ministro también reconoció sentirse "dolido" porque "partidos como PP o Vox utilicen a la Guardia Civil para tratar de llegar al ministro del Interior", y solicitó que dejen en paz a Santiago porque "bastante mal lo está pasando" y, en general, "que dejen en paz a la Guardia Civil".

En este vídeo se puede ver lo que dijo exactamente José Manuel Santiago, Jefe del Estado Mayor de la Guardia Civil.