PARA COMPARECER COMO AFECTADO POR EL CASO AUSBANC

PARA COMPARECER COMO AFECTADO POR EL CASO AUSBANC

Miguel Blesa llega la Audiencia Nacional entre gritos de "chorizo" e "indecente"

Miguel Blesa ha comparecido ante el juez como afectado por la trama de extorsiones de Luis Pineda, que habría presionado por eliminar los convenios de publicidad que tenía suscritos la caja madrileña con Ausbanc.

El expresidente de Caja Madrid Miguel Blesa ha considerado hoy que Rodrigo Rato volvió a pagar a Ausbanc tras sucederle al frente de la entidad, ya que, tras su marcha, la valoración de la Caja en los medios de Luis Pineda cambió totalmente y pasó de ser considerada un desastre a ser "todo maravilloso".

Blesa, que en su nueva visita a la Audiencia Nacional ha tenido que volver a sufrir los insultos de tres preferentistas, cree que, a raíz de la llegada de Rato en enero de 2010, Caja Madrid se blindó con Ausbanc, algo a lo que él se opuso y que se tradujo en la ruptura del convenio de publicidad que hasta ese momento tenía la entidad con la asociación de usuarios de banca.

De hecho, en su declaración ante el juez Santiago Pedraz, esta vez como testigo, ha afirmado que todos sus problemas judiciales derivaron de su negativa a pagar a Ausbanc un sello de calidad que evitaría a Caja Madrid reclamaciones de la asociación que preside Luis Pineda y por el que ha dicho que le pidieron 300.000 euros, han informado fuentes jurídicas.

En ese momento comenzaron las presiones y como ejemplo de ello ha relatado que en una ocasión Pineda le amenazó con publicar vídeos comprometedores suyos en Cuba, donde Blesa había constituido una compañía. Tampoco cedió a ese chantaje y los vídeos nunca salieron, ya que, según ha dicho, no existían.

El expresidente de Caja Madrid, que será juzgado a partir de septiembre en la Audiencia Nacional por la causa de las tarjetas black, también ha revelado las supuestas vinculaciones entre Pineda, el secretario general de Manos Limpias, Miguel Bernard, y el exjuez Elpidio Silva.

Ha asegurado que los tres se concertaron contra él en la causa sobre la compra del Banco de Florida, por la que el exjuez le envió en dos ocasiones a la cárcel -lo que le supuso estar 15 días en prisión provisional- y que finalmente le valió a Silva su inhabilitación por un delito de prevaricación.

También ha sacado a relucir el nombre de la abogada Virginia López Negrete, que acusa a la infanta Cristina en el juicio de Nóos, y que, según ha declarado, se presentó en una ocasión en una comparecencia que tenía ante el juez Elpidio Silva en representación de Manos Limpias, aunque no intervino en ningún momento.

laSexta.com | Madrid | 10/07/2018

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.