María Branyas, a sus 113, es la anciana más longeva de España y ha superado el coronavirus. Desde hace 20 años, vive sin problemas cognitivos ni enfermedades graves en la residencia Santa María de Tura, en Cataluña, pero ahora le ha tocado vivir de cerca la crisis del COVID-19 que ha afectado de lleno a las personas mayores y que se ha cobrado la vida de dos residentes en su mismo centro.

La protagonista de esta historia nació en 1907 en San Francisco, Estados Unidos, aunque regresó a Girona cuando su padre se arruinó. Además, la del coronavirus no ha sido la única batalla que esta mujer ha ganado a una pandemis: hace un siglo también superó la pandemia de la conocida como "gripe española".

La propia María, en un perfil de Twitter que le llevan sus familiares, ha confirmado que ha pasado el coronavirus y que participará en el programa 'Primera Línia' de TV3.

 

En esta misma cuenta publicaban a principios de abril unas reflexiones desde el confinamiento dentro de su habitación: "En la soledad de mi habitación, sin miedo y con esperanza, no entiendo muy bien qué está pasando en el mundo. Pero creo que ya nada volverá a ser igual. Y no penséis en rehacer, en recuperar, en reconstruir. Habrá que hacerlo todo de nuevo y diferente".