La epidemia de coronavirus avanza sin control por todo el mundo. Ya se han registrado más de 1,48 millones de casos que han dado positivo por contagio del virus en todo el planeta. Además, han fallecido más de 88.000 personas a nivel mundial, si bien el número de personas que se han recuperado supera las 331.700.

España se ha convertido en uno de los focos más graves del avance de la epidemia, siendo el segundo país del mundo, sólo por detrás de EEUU, y por encima de Italia y China.

En concreto, nuestro país ya ha registrado más de 15.000 muertes por coronavirus y más de 148.000 casos de personas contagiadas. Frente a estas devastadoras cifras se ha confirmado que más de 52.000 personas han logrado superar el virus y se han curado.

Si desgranamos estos datos por comunidades autónomas, Madrid sigue a la cabeza con más de 43.800 casos confirmados y más de 5.800 fallecidos por coronavirus. Le sigue Cataluña, que ya cuenta con más de 31.000 casos y más de 3.100 muertos.

Castilla-La Mancha le sigue en tercera posición con más de 12.400 contagios. Castilla y León se ha situado como la cuarta comunidad con más casos confirmados (más de 10.500) y el País Vasco le sigue muy cerca en quinta posición respecto a contagios (más de 9.800).

Por su parte Andalucía cuenta ya con más de 9.200 casos y la Comunitat Valenciana con más de 7.900. Galicia ya registra más de 6.700 positivos y Navarra más de 3.500.

En el siguiente gráfico puedes ve en tiempo real el total de contagios por comunidades autónomas, el número de fallecidos, el número de ingresados en UCI y el aumento de casos respecto al día anterior.

Medidas contra la epidemia

Para atajar la expansión del coronavirus en España, el Gobierno de Pedro Sánchez declaró el llamado Estado de Alarma. Esta situación permite, en base a un Real Decreto publicado poco después, implementar una serie de medidas de carácter especial para luchar contra la epidemia.

Con este Real Decreto, los ciudadanos están obligados a aislarse en sus casas con el objetivo de evitar el aumento de contagios. Sólo se podría salir de la vivienda para comprar alimentos y productos de primera necesidad, para acudir al trabajo, para asistir a un centro sanitario, para la asistencia de personas mayores, menores, dependientes o vulnerables, para sacar a pasear al perro o por otra razón de fuerza mayor que debe justificarse.

Otra de las medidas relevantes pasa por el cierre de numerosos comercios que no estén destinados a ofrecer un servicio de primera necesidad en este régimen de aislamiento.

Así, actualmente sólo pueden permanecer abiertos los siguientes establecimientos: tiendas de alimentación, bebidas, productos y bienes de primera necesidad; establecimientos farmacéuticos, medicos, ópticas y productos ortopédicos; locales dedicados a la venta de productos higiénicos; prensa y papelería; estancos; gasolineras; peluquerías, tintorerías y lavanderías; equipos tecnológicos y de telecomunicaciones; comercio por Internet, telefónico y correspondencia; tiendas de alimentos para animales de compañía.

Las sanciones a las que se enfrentan los ciudadanos que no cumplan las medidas del Gobierno de coalición van desde los tres meses al año de prisión hasta pagar multas de 30.000 euros.