La Comunidad de Madrid limitará de 10 a 6 personas -incluidos los niños- las reuniones sociales que se lleven a cabo durante los días 24, 25 y 31 de diciembre y 1 de enero, con motivo de la celebración de Navidad y Año Nuevo. Además, los asistentes podrán pertenecer, como máximo, a dos grupos de convivencia estable.

Así lo ha anunciado el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, en una comparecencia en la que ha recordado que el toque de queda se ampliará hasta las 01:30 horas en Nochebuena y Nochevieja, pero el resto de días se mantendrá de 00:00 a 06:00 horas, como hasta ahora.

Respecto al cierre perimetral de la región, el titular de Sanidad ha indicado que permanecerá perimetrada entre el 23 de diciembre y el 6 de enero, aunque sí se podrá salir de la región para poder visitar a familiares y allegados que residan en otras autonomías. Algo que ya adelantó Isabel Díaz Ayuso este jueves.

En este sentido, la directora de Salud Pública, Elena Andradas, ha explicado que se ampliarán las restricciones en varias zonas básicas de salud debido al auge de los contagios de COVID-19. Así, se mantendrá confinada La Moraleja (Alcobendas) y se restringirán las entradas y salidas en Andrés Mellado (Chamberí), Sanchinarro (Hortaleza), Felipe II y Alcalde Bartolomé González (Móstoles) y Getafe Norte (Getafe).

De esta manera, los residentes de estas zonas básicas de salud solo podrán salir de ellas para acudir al centro de trabajo o de estudios, recibir atención sanitaria, atender a personas mayores y/o dependientes y realizar trámites oficiales, entre otras causas de fuerza mayor. Si bien, estas restricciones se levantarán durante los días 24, 25 y 31 de diciembre, así como el 1 y el 6 de enero.

Madrid lidera la expansión del virus en España

En menos de un mes Madrid ha pasado de ser la comunidad con mejor comportamiento en su evolución epidemiológica a liderar la expansión de la pandemia en nuestro país. El 20 de noviembre, la región mostraba una incidencia acumulada (IA) de 285 casos de COVID-19 por cada 100.000 habitantes. A día de hoy, tiene una IA de 262,13.

El semáforo del Ministerio de Sanidad, que clasifica a las comunidades por colores, ha marcado de nuevo este jueves el rojo para Madrid. Esta región vuelve a situarse en el escenario de riesgo extremo de evolución de la pandemia, debido a los contagios en las dos últimas semanas y la ocupación en camas UCI, que se sitúa en el 25,79%.

"En los últimos días la Dirección General de Salud Pública ha detectado nuevos brotes que están asociados, fundamentalmente, a reuniones sociales y familiares. Es donde se producen más contactos, por eso hemos decidido adoptar medidas quirúrgicas", ha destacado al respecto del aumento de los casos Ruiz Escudero. Unos brotes que, según Elena Andradas, se registran desde el 8 de diciembre.