Es la primera vez que vemos un documento de los incautados en el registro en casa del exgerente del PP madrileño y apunta al pago de campañas populares en B.

El papel recoge la cantidad total dedicada a compra de medios por parte del partido, aunque no figura la fecha. Son dos cifras: una con 990.000 con IVA y 860.000 sin IVA. Más abajo, la cantidad total que aparece facturada es de 860.135, es decir, la que esquiva a Hacienda.

¿Y cómo pagó el PP de Aguirre ese dinero? Según el documento, se facturó a través de tres grandes empresas: 300.000 euros Acciona, 150.000 el Grupo Ortiz y otros 300.000 a Publibus. Aparecen como pendientes de pago los restantes 110.000.

El documento forma parte de la pieza secreta de Púnica en la que la Audiencia Nacional investiga la presunta financiación ilegal del PP de Aguirre.

Y apunta a una nueva vía: el pago directo de empresarios de parte de las campañas del partido. Otras vías bajo investigación son las donaciones a Fundescam o el presunto desvío del dinero que debía dedicarse a la publicidad de los nuevos hospitales madrileños.