Eran las 16:49 horas del 17 de agosto cuando Abouyaqoub entraba en La Rambla de Barcelona al volante de su furgoneta. Sólo un minuto después, Antonio, un turista italiano, trata de detener al terrorista agarrándolo del brazo mientras la mayoría de los allí presentes intentaban ponerse a salvo presas del pánico desatado en la zona.

Younes Abouyaqoub también consiguió escapar de Antonio. El terrorista se señaló la cintura y gritó "bomba" para zafarse del turista italiano. A partir de ahí, comienza una huida a pie que queda registrada en las cámaras de seguridad de varios establecimientos.

Abouyaqoub recorre en apenas 37 segundos los 200 metros que le separan del mercado de La Boquería, donde se cruza con varios ciudadanos asustados. Precisamente al salir del mercado se cruza con un agente de los Mossos.

El agente se fija en Younes y durante unos segundos ambos se cruzan la mirada. Su cara se le quedó grabada y su declaración fue clave para identificar a Younes tras el ataque.

Ahora sabemos también que los Mossos d'Esquadra llamaron al móvil de Younes apenas hora y media antes de que todo empezara. Se trata de dos llamadas que se produjeron tras identificar su coche en la puerta de la casa que ha explotado en Alcanar.

A esa llamada contestaría su hermano, otro de los terroristas. Es el protocolo habitual, pero sin pretenderlo les ponen sobre aviso. "Tardaron 12 horas en relacionarlo con Younes. Es una de las incongruencias que se producen en las horas anteriores a los atentados de Barcelona", apunta Carlos Quílez, subdirector de 'Estrella Digital'.

También ahora se sabe que los terroristas de Barcelona y Cambrils llamaron a la empresa de alquiler de furgonetas unas horas antes de los atentados para pedir que les reservaran todas las furgonetas grandes de las que dispusieran.

Imágenes inéditas reflejan la frialdad de los terroristas de Barcelona y Cambrils

Las imágenes que acompañan a estas líneas, nunca vistas hasta la fecha, muestran a los terroristas de Barcelona y Cambrils preparando los explosivos con los que pretendían perpetrar una masacre mucho más grande que la que finalmente llevaron a cabo en varios puntos de Cataluña.

Salen a la luz conversaciones de los terroristas alardeando de los atentados

Los terroristas de Barcelona alardeaban de su plan y amenazaban a los Mossos antes de los atentados que causaron 16 muertos en Cataluña. Las conversaciones entre ellos, a las que tuvo acceso 'La Razón' y 'Antena 3' causan escalofríos. "La vida no nos importa nada, Alá nos ha elegido entre millones para haceros llorar sangre", dice uno de ellos.