Dolor, impotencia e indignación es lo que ha sentido una mujer, víctima de violencia machista, tras escuchar al líder de VOX arremeter contra la lucha por erradicar la violencia machista.

Durante su intervención en un acto en el Ayuntamiento de Madrid, el secretario General de Vox, Ortega Smith, ha negado la existencia de la violencia de género y ha afirmado que Vox equipara las víctimas "porque la vida de un hombre y una mujer valen lo mismo".

La mujer que se ha enfrentado a él tras el discurso incendiario, Nadia Otmani, se quedó en silla de ruedas tras intentar defender a su hermana, su excuñado le disparó tres tiros. Ortega Smith ni la ha mirado cuando esta le ha recriminado que "no se puede hacer política" con la violencia machista.

Ante la impasividad del diputado de Vox, Nadia Otmani estalla. La concejal de Más Madrid, Marta Higueras, trataba de calmarla, mientras que Smith ni siquiera se dignaba a mirarla a la cara.

Nadia finalmente rompía a llorar de la impotencia. Tras el altercado, condena rotunda del alcalde de Madrid ante la actitud y el discurso de Vox. José Luis Martínez-Almeida ha lamentado que al igual que ya hicieron los de Vox durante un minuto de silencio por una mujer "asesinada delante de sus dos hijos", el grupo haya vuelto a "reventar" un acto contra la violencia de género.

El secretario general de Vox se refirió a Nadia Otmani asegurando que su caso personal le da "mucha pena" y le parece "una tragedia", pero piensa que le estaba inquiriendo durante su intervención como si él fuera "responsable" o como si él "justificase su violencia", algo que no ha hecho.

Por tanto, le ha dicho con todo respeto que el acto estaba transcurriendo y que debía dejar que continuara, para luego añadir que "no va a entrar en una polémica" con esta mujer.

Desde Más Madrid piden al Gobierno de PP y Ciudadanos que "no cedan ni un milímetro ante la extrema derecha negacionista".