La oposición en bloque pide a Rajoy responsabilidades políticas. "Si el señor Rajoy estaba al corriente él es el responsable, si no estaba al corriente tiene que hacer dimitir al ministro", ha señalado Albert Rivera.

Lo piden por unas filtraciones que dicen manifiestan un uso partidista de las instituciones. "Yo me avergüenzo de tener un ministro del Interior que utiliza el aparato del Estado para luchar contra adversarios políticos", ha dicho Pedro Sánchez.

Dicen que deberían obligar al presidente a mover pieza. "El cese debería ser fulminante, es muy grave", ha apuntado Pablo Iglesias.

Tanto el ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, como Rajoy entienden que no existe ningún problema, aunque algunos líderes esperan que den marcha atrás. "Espero que en las próximas horas si el ministro no tiene el valor de dimitir, lo tenga el presidente del Gobierno de cesarlo de manera fulminante", ha pedido Susana Díaz.

E incluso van más allá de la cita electoral. "Que asuma inmediatamente la responsabilidad política Fernández Díaz al no recoger su acta si la consiguiera", ha pedido Alberto Garzón.

Ministros como el de Hacienda ven las conversaciones normales y ponen el foco en el hecho de que alguien les haya grabado: "Lo que me parece formidable, lo califico así, es que se grave a un ministro en su despacho".

Va en la misma línea que otros miembros del PP como Aguirre: "A mí me parece intolerable que se puedan publicitar, no digo publicar, publicitar, grabaciones que son privadas". Quien sí pide investigación antes de tomar ninguna decisión es la vicepresidenta: "Si hay una investigación abierta hay que respetarla y hay que saber qué ha pasado y qué hay de verdad en todas estas cuestiones".