En el marco de esta operación, denominada 'Zerga', en la que también se prevé la incautación de pisos y cuentas corrientes para asegurar la responsabilidad civil establecida en las sentencias, agentes de la Guardia Civil se han incautado de un vehículo Toyota RAV4 propiedad de Roberto Carlos Vecino Santamaría, que estaba aparcado en el polígono industrial Beurko de Barakaldo.

 

La Jefatura de Información y los grupos de información del País Vasco y Navarra desarrollan esta operación para la incautación de bienes relacionados con delitos de terrorismo en colaboración con el Servicio Común de Ejecutorías de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, según las mismas fuentes.