Apenas 24 horas después de anunciarse el preacuerdo entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, la gran pregunta es cómo será ese hipotético gobierno de coalición y qué figuras lo integrarían. Una cosa es clara: la entrada de Iglesias en el Ejecutivo, dicen en Unidas Podemos, lo cambia todo.

Sobre la mesa están dos o tres vicepresidencias, según informan a laSexta fuentes de ambas formaciones. Una de ellas sería para Pablo Iglesias. Así, el líder de la formación morada, que en la anterior negociación aceptó apartarse y no formar parte del Gobierno, no solo tendría asegurado un asiento en el Consejo de Ministros, sino que sería vicepresidente en el primer gobierno en coalición desde la recuperación de la democracia.

Por su parte, la segunda vicepresidencia tendría al frente a la actual ministra de Economía en funciones, Nadia Calviño, como ya prometió Pedro Sánchez en el debate electoral de los candidatos. Un nombramiento que buscaría tranquilizar a mercados e inversores, que han reaccionado con consternación al principio de pacto.

Estaría en el aire, por otra parte, la creación de una tercera vicepresidencia para Carmen Calvo, actual vicepresidenta y ministra de Igualdad en funciones, y que, sin embargo, a fecha del martes no estaba aún en la foto.

Los nombres 'ministrables' de Podemos

En cuanto a qué ministerios recaerían en manos de Unidas Podemos, ambos partidos hablan de tres o cuatro carteras, con la posibilidad de que una de ellas la dirija una figura independiente de prestigio.

Dentro de la formación morada, los nombres que más resuenan como 'ministrables' son los de la líder de Galicia en Común, Yolanda Díaz; el exdirector de Greenpeace y fundador de Equo, Juan López de Uralde; y el de la jueza Victoria Rosell.

Se barajan también, aunque con menor fuerza, los del coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, y la portavoz de Podemos, Irene Montero, aunque lo más probable es que esta última se centre en su rol al frente de la portavocía del grupo parlamentario y, a medio plazo, en su papel como previsible sucesora del liderazgo del partido.

Fuentes de Podemos precisan que en estos momentos se está trabajando en lo ya que quedó avanzado en julio, por lo que el esquema de Gobierno y el número de carteras será similar a lo ofrecido entonces por el PSOE (tres ministerios y una vicepresidencia para Irene Montero), aunque advierten de que no aceptarán cargos sin competencias. Así, avisan, rechazarían Vivienda, por ejemplo, si no tienen competencias en materia de desahucios o alquileres.

En cualquier caso, a falta de concretar estos aspectos, que se dirimen en una negociación mucho más discreta que la que desembocó en la investidura fallida de julio, desde ambos partidos aseguran que ya no hay marcha atrás y que el acuerdo de gobierno es seguro.