Laura Borràs, que concurrió en las elecciones del 14F como aspirante de JxCat a la presidencia de la Generalitat, se convertirá este viernes en la nueva presidenta del Parlament, con el aval del independentismo.

De esta manera, ERC apoyará la candidatura de JxCat a la presidencia del Parlament de Cataluña. Así lo han confirmado los republicanos en un comunicado, donde aseguran que ellos ostentarán una de las vicepresidencias. "Esquerra Republicana confirma que la mayoría independentistas del 14F se trasladará a la Mesa del Parlament", asegura la formación liderada por Oriol Junqueras.

Así, el acuerdo para apoyar a los posconvergentes va allanando el camino a la constitución de un nuevo Govern independentista, esta vez presidido por ERC.

Además, como novedad, la CUP -que aspiraba a ostentar la presidencia- tendrá representación en la Mesa por primera vez, con una secretaría. "Esquerra Republicana celebra este primer paso e insiste en que los trabajos continuarán los próximos días para conseguir un acuerdo global que dé estabilidad y la máxima fortaleza tanto al Gobierno como al Parlament", aseguran los republicanos.

En las últimas semanas se había valorado la posibilidad de que la CUP presidiera la Cámara, como contrapartida para permitir un gobierno de coalición de ERC y JxCat.

En JxCat se estaba valorando presentar a Laura Borràs, su candidata a la Generalitat, como líder del legislativo, una idea que no agrada a los 'cupaires'.

El PSC, que ganó las elecciones, presentará a la presidencia a su diputada Eva Granados.

La investidura, antes del 26 de marzo

La nueva presidenta deberá comunicar la constitución del Parlament al Rey Felipe VI, al vicepresidente de la Generalitat en funciones, Pere Aragonès, y a las presidentas del Congreso y del Senado, y abrirá una ronda de contactos con todos los grupos de cara a la investidura del próximo presidente del Govern.

Según la legislación, el presidente del Parlament tiene 10 días hábiles para convocar el primer debate de investidura del próximo presidente de la Generalitat, que se debe celebrar el viernes 26 de marzo como muy tarde y en estas dos semanas de margen ERC, Junts y la CUP deben cerrar un acuerdo para la formación del próximo Govern.