Llega al Tribunal Constitucional (TC) Enrique Arnaldo, el más polémico de los cuatro nuevos magistrados del alto tribunal. Junto con Concepción Espejel -también candidata propuesta por el PP-, Inmaculada Montalbán y Juan Ramón Sáez, han jurado o prometido su cargo ante Felipe VI en un acto que ha tenido lugar en el Palacio de la Zarzuela en presencia del jefe del Gobierno, Pedro Sánchez.

Los nuevos vocales del TC fueron elegidos por el Congreso el pasado día 11, en una votación en la que no participaron varios grupos, como Vox, ERC, Ciudadanos, PNV, EH Bildu y BNG, como gesto de rechazo al pacto alcanzado entre PSOE y PP con el visto bueno de Unidas Podemos. También conto con votos díscolos en las formaciones que conforman el Gobierno de coalición.

Las críticas se centraron en especial en la figura de Arnaldo por su vinculación con el PP y con la Fundación FAES que preside José María Aznar. Además, el ahora magistrado del TC ha declarado como imputado en casos de corrupción, ha criticado leyes como la eutanasia o la del aborto y ha denunciado a los políticos por "su desparpajo en el reparto de cuotas en el Poder Judicial".

A la ceremonia, celebrada en el Salón de Audiencias, también han asistido el presidente del TC, Juan José González Rivas, el del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes, y la ministra de Justicia, Pilar Llop, quien ha ejercido de notaria mayor del Reino.