Pedro Sánchez ha dado un paso adelante y ha aceptado los debates propuestos por TVE y Atresmedia para el 22 y 23 de abril, respectivamente.

Lo ha hecho después de que este jueves la dirección de la televisión pública anunciara un cambio de fecha, haciendo coincidir los debates de ambas cadenas, y el resto de candidatos optaran por acudir al de Atresmedia.

Tras la nueva decisión del presidente del Gobierno, las reacciones políticas no se han hecho esperar. José Manuel Villegas, número 2 de Ciudadanos, ha pedido la dimisión de Rosa María Mateo y que "los españoles echen a Pedro Sánchez votando".

"La administradora única de RTVE ha demostrado por qué Pedro Sánchez la quería ahí y por qué no quería un concurso público. Quería a Rosa María en su puesto para tener a la televisión pública a su servicio", ha destacado Villegas.

Además, ha señalado que "España no puede aguantar ni un minuto más a un presidente sin escrúpulos y capaz de todo por mantenerse en La Moncloa".

Por su parte, Albert Rivera ha denunciado que "Pedro Sánchez ha hecho lo posible por no acudir a los debates, pero la democracia ha vencido, han vencido los españoles y el periodismo".

El líder de Ciudadanos ha defendido la propuesta de su formación de regular por ley los debates: "Los españoles tienen derecho a que hagamos debate, propongo que se regule por ley. España se merece presidentes y candidatos que no le tengan miedo al diálogo y a la democracia".