El PP gana las elecciones autonómicas del 12J en Galicia con el 42 escaños, seguido por el BNG, que suma 19 actas. En tercera posición, PSdeG obtendría 14 diputados, que mantiene su representación en el Parlamento gallego. Galicia en Común no conseguiría representación en la cámara, como tampoco consiguen Vox ni Ciudadanos.

Alberto Núñez Feijóo volverá a dirigir la Xunta después de conseguir su cuarta victoria consecutiva en las elecciones autonómicas gallegas, también por mayoría absoluta. El Bloque Nacionalista Galego experimenta una gran subida a costa de la marca de Podemos en Galicia, que desaparece del Parlamento.

Los socialistas gallegos mantienen los resultados conseguidos en 2016, mientras que Vox y Ciudadanos no consiguen representación en la Cámara gallega.

Resultados elecciones autonómicas de 2016

En las elecciones autonómicas celebradas el 25 de septiembre de 2016, el Partido Popular fue la fuerza más votada y consiguió la mayoría absoluta. Alberto Núñez Feijóo logró la presidencia de la Xunta por tercera vez consecutiva, un cargo al que accedió por primera vez en 2009 y que revalidó en 2012, siempre con mayoría absoluta.

En 2016, los populares de Núñez Feijóo fueron el partido más votado con el 47,56% de los votos y consiguieron un total de 41 diputados, tres por encima de la mayoría absoluta, que se sitúa en los 38 escaños.

El segundo partido más votado fue la suma de En Marea (Anova, Esquerda Unida y Podemos, entre otros) con más del 19% de votos y un total de 14 escaños. Los mismos diputados que logró el PSdeG, con casi 26.000 votos menos. Por su parte, el BNG consiguió seis escaños.

El Partido Popular fue la fuerza más votada en todas las provincias: en A Coruña, al obtener 13 escaños en el hemiciclo; en Ourense, nueve diputados; también en la provincia de Pontevedra, sumando 11 diputados; y en Lugo, con ocho escaños, uno menos que en los pasados comicios, por lo que Lugo se convirtió en la única provincia en la que perdieron representación.

El partido de Pablo Casado fue la fuerza más votada en las siete principales ciudades gallegas en las autonómicas de hace cuatro años, sin embargo, en las elecciones generales de 2019 la primera fuerza política fue el PSdeG.