Tras el caos blanco de este fin de semana en carretera, el PSOE pide la cabeza del director de la DGT y critican que Gregorio Serrano culpe a los conductores. "Un desastre de gestión, que no sabemos si la hizo desde el palco del Sánchez-Pizjuán con Zoido", señala Óscar Puente.

Podemos tacha de vergonzoso que el ministro de Fomento responsabilice solo a la concesionaria de la autovía: "La gestión ha sido absolutamente nefasta. Este Gobierno ha demostrado que no solo son corruptos sino, además, unos gestores nefastos", asegura Ione Belarra, portavoz adjunta de Unidos Podemos en el Congreso.

Ciudadanos dice que se ha demostrado la falta de previsión y que ha habido errores de coordinación. Pero van a esperar a escuchar de los ministros de Interior y Fomento antes de pedir dimisiones: "Queremos que den explicaciones y saber si cada vez que en españa nieve no va haber quitanieves ni coordinación".

El PP defiende la gestión del Gobierno y dice que esto no tiene nada que ver a cuando Rajoy pidió en 2009 la dimisión de la ministra socialista Magdalena Álvarez por un caos similar. Maíllo dice que ahora es distinto porque se trata de "una concesión" al tiempo que se desmarca del director de la DGT que lanzó responsabilidad sobre los conductores: "Pedimos disculpas a los ciudadanos porque ello no tienen ninguna responsabilidad".