Cristina Cifuentes abandona la presidencia de la Comunidad, pero de momento mantiene la del PP Madrileño. En un mensaje que mandaba a los diputados de su grupo parlamentario, agradecía el apoyo recibido y dice, espera seguir recibiendo como presidenta del partido en Madrid.

Pero desde Génova piden calma para decidir sobre el futuro y fuentes del partido confirman que, si se niega a dejar las riendas del PP madrileño, será una gestora quien asuma el mando temporalmente, algo que ya ocurrió tras la dimisión de Esperanza Aguirre.

De momento en la Comunidad, Ángel Garrido, hasta ahora consejero de Presidencia, la mano derecha de Cifuentes pasa a ser presidente en funciones. Lo será momentáneamente, ya que se abre un plazo de 15 días para que la presidenta de la Asamblea, Paloma Adrados, proponga un candidato tras una ronda de consultas con los grupos. Una vez se designe candidato o candidata oficial se celebrará el pleno de investidura en un plazo máximo de una semana.