Con la desescalada ya encauzada, el Gobierno asume como una de sus prioridades buscar el máximo número de apoyos para aprobar los Presupuestos Generales. Si bien el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado que estos acuerdos debían ser "transversales", el Ejecutivo cuenta con el voto contra ya anunciado por parte del Partido Popular y VOX.

Desde el Gobierno no lo dan todo por perdido. María Jesús Montero, ministra de Hacienda, ha expresado en rueda de prensa la voluntad de seguir hablando con los que hicieron posible la investidura de Sánchez, pero ha indicado que "el momento hace exigible abrir esa negociación".

Algunas de las fuerzas que posibilitaron la investidura ya se han pronunciado al respecto y consideran que el Ejecutivo debe considerarlos socio preferentes. Es el caso de Compromís, cuyo portavoz en el Congreso, Joan Baldoví ha dejado claro que para aprobar las cuentas deben "apoyarse en esa mayoría, y si alguien se quiere sumar, perfecto".

En el mismo sentido se ha pronunciado Aitor Esteban, portavoz del PNV, quién hace unos días recordaba a Sánchez los acuerdos firmados en enero, para la investidura: "Debe apoyarse en los partidos de la investidura", remarcaba en una entrevista en 'Radio Euskadi'.

Ciudadanos, dispuestos a negociar

Por su parte, los de Ciudadanos parecen dispuestos a sumarse a las negociaciones, e incluso piden que el Gobierno hable con los 'populares'. "Queda tan lejos y depende de tantas variables... pero parece el momento en el que el Gobierno tenga que buscar consensos en todo el arco parlamentario", ha resaltado Edmundo Bal, portavoz de la formación naranja.

"Tiene que buscar consensos en todo el arco parlamentario"

No obstante, han optado por marcar de primeras cuáles serán algunas de sus líneas de negociación. Aseguran que ven "muy difícil" apoyar un proyecto en el que se incluyan las "medidas surrealistas" pactadas entre el PSOE y Unidas Podemos en el marco del acuerdo de investidura.

"Ciudadanos no va a estar en la propuesta de aquellos Presupuestos que el PSOE pactó con Unidas Podemos en su acuerdo de coalición", ha anunciado Bal.

Por ello, en Unidas podemos ven lejos ese apoyo. "Ciudadanos ha manifestado con total claridad que no va a apoyar unos Presupuestos de la coalición", ha remarcado Pablo Echenique.

Mientras que Pablo Iglesias, líder de la formación, aunque no pierde la esperanza y cree que sería "una magnífica noticia" el apoyo del partido de Inés Arrimadas, recuerda los pactos de Ciudadanos con la oposición. "Ciudadanos ha actuado como una derecha moderada que apoya un estado de alarma por razones sanitarias, pero gobierna con Vox y el PP en Madrid, Andalucía o Murcia", ha indicado.

Con o sin Ciudadanos,Iglesias ha manifestado que no tiene dudas de que el Gobierno de coalición aprobará los Presupuestos.

El hipotético apoyo de Ciudadanos no convence

Además, la incorporación de Ciudadanos a la negociación, no acaba de convencer al PNV. Esteban ha manifestado que si los acuerdos entre PSOE y Ciudadanos dejan de ser algo puntual y pasan a ser "algo más", podría suponer un problema puesto que "sus argumentos chocan" con los del PNV.

"Es incompatible pactar con un partido de izquierdas y uno de derechas"

Que Ciudadanos participe de estos Presupuestos también supondría el voto negativo de ERC. Gabriel Rufián, portavoz de la formación, ha indicado que "pactar con un partido de izquierdas y con uno de derechas es bastante incompatible".

Aunque en el PSOE, lo tienen claro: "No es incompatible cumplir los acuerdos de investidura con alcanzar acuerdos con otras fuerzas políticas. Nunca lo ha sido.Volvemos a una época ya pasada de vetos cruzados", ha dicho la socialista Adriana Lastra.

El principal socio de Gobierno, Unidas Podemos, no solo apuesta en mantener lo pactado en la anterior legislatura sino que pretende ir más allá y piden unos presupuestos "más ambiciosos en materia de protección social, en la defensa de la salud pública y la ciencia, y en la protección de la pequeña y mediana empresa". Unos presupuestos, en definitiva, a la altura de la emergencia social.