La concejala de Vox en Galapagar, Cristina Gómez Carva, lleva días lanzando graves acusaciones contra el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, y el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias.

Lo hace a través de su perfil en sus redes sociales, en el que presume de participar activamente a diario en las protestas que se concentran a las puertas de la casa de Pablo Iglesias e Irene Montero. "Nos vais a tener aquí todos los días, hasta que os aburramos y os vayáis a Venezuela con Maduro", señalaba en uno de sus vídeos participando en la cacerolada que ha sido retirado. Aunque en el perfil se pueden encontrar documentos similares.

 

Ante las críticas recibidas por el comentario, la edil del partido que lidera Santiago Abascal ha respondido con comentarios homófobos cargando contra Grande-Marlaska, al que ha llegado a acusar de pedófilo. "Apúntate a la cola de Marlaska que también le ponen los niñitos jovencitos", se leía en uno de sus tuits.

 

Pero no ha sido el único ataque al ministro de Interior y a Pablo Iglesias, al que ha tachado de "mafioso". En uno de los comentarios, respondía así a los que la criticaban por la gravedad de sus acusaciones: "A ti te va más lamer coño o comer polla. Me han dicho que Marlaska anda como loco reclutando voluntarios", contestaba a un usuario.

 

Vox ha anunciado que la ha abierto un expediente de expulsión, considera inaceptables sus declaraciones y el partido, asegura, rechaza "evidentemente esas manifestaciones y ha activado a su Comité de Garantías en cuanto ha tenido conocimiento de ellas".