Una docena de miembros de sindicatos de Mossos d'Esquadra se ha encerrado en una sala del Departamento de Interior tras acusar a los representantes de la administración de haberse levantado "unilateralmente" de la mesa de negociación que trata sus reivindicaciones para lograr mejoras laborales.

Según han informado fuentes sindicales, representantes de los sindicatos y de la Generalitat se han reunido a las 09:00 horas de esta mañana, después de que anoche fracasaran los intentos de alcanzar un acuerdo con responsables del Departamento de Economía sobre las reivindicaciones de la policía catalana.

Los sindicatos han denunciado que los responsables de la administración se han levantado "de forma unilateral" de la mesa de negociación, por lo que han decidido que los doce representantes sindicales permanezcan en la planta novena de Interior en la que estaban reunidos para forzar a la Generalitat a sentarse de nuevo a buscar un acuerdo.

 

Los portavoces sindicales han hecho un llamamiento a sus compañeros del cuerpo a acudir al Departamento de Interior a "presionar" para forzar que se reanude la negociación, con lo que ya han conseguido reunir a decenas de personas a las puertas de la sede de la conselleria.

Los sindicalistas han alertado de que no abandonarán la sala de reuniones del Departamento, hasta que los representantes de la administración regresen a la mesa con una propuesta "clara y concreta" y han enviado un mensaje a sus bases: "Ánimos y venid todos a Interior".

Desde la concentración que se ha improvisado a las puertas de la consellería, el portavoz del SPC David Miquel, en nombre de todas las fuerzas sindicales, ha lamentado que la Generalitat no ha enviado hoy a negociar a "representantes de Economía y de Interior con capacidad de tomar decisiones", pese a que así lo prometió ayer.

Según David Miquel, después de tres horas de reunión en la que los sindicatos policiales han mantenido una "voluntad de desbloquear" la situación, los representantes de la administración se han levantado de la mesa con una actitud "muy enrocada" y sin plantear ninguna propuesta.

El portavoz sindical ha insistido en que los Mossos d'Esquadra "merecen exactamente lo mismo" que otros colectivos de funcionarios de la Generalitat que han logrado revertir los recortes tras amenazar con protestas a la administración, y ha apuntado que los agentes se han visto abocados a "radicalizar" su postura al no ser acogidas sus reivindicaciones.