En su discurso, el líder socialista ha defendido el Estado autonómico y ha apostado por una Cataluña dentro de España a la que se debe llegar a base de "diálogo político": "Hemos de tomar la vía política, del diálogo y del pacto".

Pedro Sánchez ha urgido a "dejar atrás la deriva judicial que tanta factura ha dejado en la ciudadanía catalana y española". El presidente en funciones ha abogado por "recomenzar" y "retomar el diálogo y la senda política dejando atrás la judicialización del conflicto".

Sánchez ha enumerado además las medidas "con mirada progresista" que pondría en marcha su gobierno socialista. Justicia social, servicios públicos, libertad y diálogo son los cuatro ejes sobre los que girará la agenda política de Sánchez si consigue formar gobierno.

Memoria Histórica, pensiones, alquiler o eutanasia son algunas de las materias concretas en las que se ha detenido el presidente en funciones para reforzar la idea de un gobierno progresista y de izquierdas centrado en la puesta en marcha y funcionamiento de medidas sociales de bienestar.

A continuación puede leer el discurso íntegro de investidura de Pedro Sánchez: