Fuentes del Gobierno de Isabel Díaz Ayuso aseguran a laSexta que la presidenta solicitará la colaboración de las Fuerzas Armadas a Pedro Sánchez para que ayuden en labores de "desinfección y sanitarias" y apuntan que de momento "no se pedirá que salgan a la calle".

Las mismas fuentes señalan que en la reunión prevista para este lunes para coordinar medidas que frenen la pandemia de coronavirus estarán presentes únicamente Ayuso y Sánchez y "no habrá ningún miembro del Gobierno regional ni de Moncloa".

"A Sol no viene nadie a tutelar la Comunidad de Madrid ni Pedro Sánchez viene a que le echemos una bronca", han asegurado desde el Gobierno regional, que señalan que ambos ejecutivos van a "colaborar" porque "es lo más importante para España".

"Por el momento, hay intención de crear un espacio de entendimiento entre Ayuso y Sánchez y ambos gobiernos. Seguiremos pegándonos en otros asuntos pero, en ningún caso, en los asuntos relativos a la pandemia", han asegurado.

El encuentro se producirá a las 12:00 horas en la sede del Gobierno regional, el mismo día en el que entran en vigor nuevas medidas de restricción de actividad y de movilidad en 37 zonas básicas de salud de la Comunidad, aquellas con una mayor incidencia acumulada de coronavirus.

Desde el pasado jueves, los equipos de ambos gobiernos preparan un espacio de cooperación en la lucha contra la COVID-19 para "doblegar la curva" en uno de los territorios más castigados por la enfermedad.

Fuentes de Moncloa señalan a laSexta que su intención con la reunión entre Sánchez y Díaz Ayuso es "despolitizar la pandemia", algo que, apuntan, han "intentado desde el primer día", aunque descartan aplicar el estado de alarma en la región. "Vamos a ofrecer todos los recursos disponibles del estado para frenar la expansión del virus", han señalado.

Sánchez pidió el jueves pasado en una carta dirigida a Ayuso que se reunieran "cuanto antes" para reforzar la cogobernanza entre ambas administraciones ante "los momentos críticos" que atraviesa la región, oferta que aceptó la presidenta madrileña, quien había solicitado este encuentro en varias ocasiones.

Ayuso envió una carta de respuesta a Sánchez donde reiteraba la necesidad de diseñar "estrategias nacionales" para acabar con la epidemia en Madrid, que tiene una "especial vulnerabilidad" por sus condicionantes de movilidad, densidad y relaciones con el resto del país. "Necesitamos seguridad jurídica, actuaciones en dependencias estatales y respaldo en materia legislativa y de seguridad ciudadana, competencias de las que carecemos", señalaba.

El presidente del Gobierno aseguró este sabado en laSexta Noche que no contempla un nuevo confinamiento de toda España y garantizó que en la reunión con Ayuso sólo será "para ayudar, no para juzgar ni tutelar".

En esa entrevista, Sánchez confió en que las medidas que va a poner en marcha Madrid desde el lunes sean las correctas y surtan efectos, e insistió en que el Ejecutivo seguirá ayudando a todas las autonomías y, especialmente, a Madrid.