Hoy comenzará en el Congreso la sesión de investidura con la que Pedro Sánchez busca ser elegido presidente del Gobierno.

Su discurso comenzará a las 12:00. El candidato podrá exponer su programa y hacer un último intento para recabar los apoyos de otros partidos.

Tras la intervención de Pedro Sánchez, quien no tiene límite de tiempo, la sesión se suspenderá hasta la tarde. A partir de las 16:00 tomarán la palabra los representantes del resto de formaciones políticas.

Las intervenciones se harán por orden de representación. Por tanto, comenzará el líder del Partido Popular, Pablo Casado. Después tomarán la palabra Albert Rivera (Ciudadanos), Pablo Iglesias (Unidas Podemos), Santiago Abascal (VOX), Gabriel Rufián (ERC) y Antonio Esteban (PNV).

A continuación será el turno de los representantes del Grupo Mixto. Intervendrán Junts per Catalunya, EH Bildu, Coalición Canaria, Unión del Pueblo Navarro, Compromís y el Partido Regionalista Cántabro. La última en intervenir será la portavoz del Partido Socialista Adriana Lastra.

Pedro Sánchez no tiene fijado un límite de tiempo para sus intervenciones. Por su parte, el resto de grupos dispone de 30 minutos para su exposición inicial, 10 para una primera réplica y finalmente 3 minutos para una contrarréplica.

Por tanto, no se conoce la hora a la que terminará la sesión, ni si todos los partidos podrán participar. La junta de portavoces ha determinado que las intervenciones podrán alargarse como máximo hasta las 20:30. Aquellos grupos que no hayan podido participar tendrán ocasión de hacerlo el martes a partir de las 9:00.

¿Cómo funciona la votación?

Una vez finalizadas las exposiciones de todos los grupos parlamentarios se procederá a la primera votación, que se desarrollará previsiblemente el martes 23. Esta votación se realiza por llamamiento. Esto significa que cada diputado se levanta y expresa en voz alta su voto, por lo que es un proceso lento.

La hora en la que se conozca el resultado de la primera votación marcará el comienzo del pleno de la segunda sesión, para el que deberán pasar 48 horas desde este resultado. Por tanto, se prevé que la segunda votación se realice el jueves a última hora de la tarde. Esta irá precedida de, aproximadamente, una hora de debate del candidato y el resto de partidos.

En la primera votación, Pedro Sánchez necesita la mayoría absoluta. Es decir, obtener más votos de "sí" que de "no". En las elecciones, el PSOE consiguió 123 diputados, por lo que necesita el apoyo de otros 53 diputados para ser investido.

En segunda votación sería suficiente con una mayoría simple, es decir, más votos a favor que en contra. En esta votación Sánchez no dependería tanto de los votos a favor y le serviría con las abstenciones.

En el caso de que Sánchez tampoco consiguiera los apoyos necesarios para ser investido en esta segunda sesión, habría que esperar dos meses, es decir, hasta el 23 de septiembre. Ese día, el rey, con el apoyo del congreso, disolvería las cortes y convocaría elecciones 47 días después, es decir, el 10 de noviembre.

¿Qué apoyos tiene?

La investidura está en el aire. Hasta ahora, el único apoyo seguro que ha conseguido el candidato socialista es el del Partido Regionalista Cántabro, quien tan solo cuenta con un escaño.

Las negociaciones con Podemos no pasan por buen momento y aún no está claro lo que va a votar el partido a quien Sánchez ha denominado su "socio preferente". Aunque finalmente consiguiera su apoyo, el PSOE seguiría sin alcanzar la mayoría absoluta y se quedaría a falta de diez escaños.

Compromís no ha formalizado su apoyo, pero se prevé que vote a favor de hacer presidente a Pedro Sánchez. Por otra parte, UPN se ha mostrado contrario a la investidura del socialista, del mismo modo que Coalición Canaria.

Este vídeo de laSexta Xplica te ayudará a resolver tus dudas en torno a la sesión de investidura del presidente del Gobierno: