La Comunidad de Madrid se sitúa en contra del estado de alarma del Gobierno e insiste en defender las restricciones sanitarias por zonas básicas de salud. Esta es la propuesta que ha presentado Enrique Ruiz Escudero, consejero de Sanidad, en una comparecencia en la que ha asegurado no entender la decisión del Ejecutivo central.

El titular de Sanidad madrileño ha informado que su objetivo es aplicar las restricciones en 51 zonas básicas de salud de la región que han presentado una incidencia mayor a 750 casos de coronavirus por 100.000 habitantes en los últimos 14 días.

Enrique Ruiz Escudero y, en general, el Gobierno regional consideran que aplicar restricciones por zonas básicas de salud es la mejor opción para frenar los contagios. "Entendemos que este es el elemento que nos permite tomar las decisiones estratégicas más favorables para contener el virus. El objetivo es que podamos proteger y evitar la movilidad en los lugares con mayor número de contagios".

Así, las zonas básicas de salud en las que la Comunidad de Madrid pretendía aplicar las restricciones sanitarias serían las siguientes:

· Carabanchel: Puerta Bonita, Abrantes, Comillas, San Isidro y Antonio Leiva

· Usera: Almendrales, Las Calesas y Zofío

· Villaverde: San Andrés, San Cristóbal, El Espinillo y Alcocer

· Villa de Vallecas

· Puente de Vallecas: Entrevías, Martínez de la Riva, San Diego, Numancia, Peña Prieta, Pozo del Tío Raimundo, Ángela Uriarte, Alcalá de Gaudaira, Federica Montseny, Campo de la paloma, Rafael Alberti, Sierra de Guadarrama y Portazgo

·Ciudad Lineal: Doctor Zadaja

· Vicálvaro: Artilleros

· Moratalaz: Vinateros y Torito

· Centro: Lavapiés

· La Latina: Los Cármenes

· Fuencarral-El Pardo: Virgen de Begoña

· Alcobendas: Miraflores

· Alcorcón: Doctor Trueta y Miguel Servet

· San Sebastián de los Reyes: Reyes Católicos

· Getafe: Las Margaritas, Sánchez Morate y Las Ciudades

· Fuenlabrada: Alicante, Cuzco y Francia

· Parla: San Blas, Isabel II y Pintores

· Humanes

· Villa del Prado

· Colmenar Viejo: Colmenar Viejo Norte

· Leganés: Marie Curie

· Torrejón de Ardoz: Las Fronteras

· Coslada: Valleaguado

Estas zonas básicas afectan a una población de 1.091.295 madrileños, que representan a un 16,4% del total de habitantes pero que en estos momentos concentran el 24,4% de los contagios de toda la región.

En cuanto a las medidas relacionadas con las restricciones horarias y de aforo, se mantendrían las que impulsó el Gobierno de la Comunidad de Madrid hace unas semanas.

· Los ciudadanos solo podrían salir de su zona básica de salud para cumplir con sus obligaciones laborales o empresariales, recibir atención sanitaria, asistir a centros educativos, cuidar de personas mayores y/o dependientes, cumplimentar trámites oficiales o urgentes y otras causas de fuerza mayor.

· El aforo en los lugares de culto se establecería en un tercio. A los velatorios solo podrían asistir 15 personas si son al aire libre o 10, en espacios cerrados.

· Los establecimientos de hostelería y restauración tendrían limitado el aforo al 50%, tanto en espacios interiores como exteriores, y no estaría permitido el consumo en barra. La ocupación de mesas sería de un máximo de seis personas, no podrían admitir nuevos clientes a partir de las 22:00 horas y deberían cerrar a las 23:00.

· Los aforos en el comercio bajarían al 50% y su cierre sería a las 22:00 horas, a excepción de las farmacias, centros médicos, veterinarios, de combustible y otros considerados esenciales.

· La actividad que se realice en academias, autoescuelas y centros privados de enseñanzas no regladas se limita al 50%.

· Podría realizarse práctica deportiva en instalaciones deportivas, tanto al aire libre como de interior, siempre que no se supere el 50% del aforo máximo permitido de la instalación en espacios interiores y el sesenta por ciento en espacios exteriores. Se podría realizar en grupos máximos de 6 personas.

La propuesta de Madrid llega tarde

Estas son las medidas que pretendía recuperar el Gobierno regional en 51 zonas básicas de salud. Sin embargo, el Gobierno ha decidido aplicar el estado de alarma en algunas partes de la región, al no recibir una propuesta por parte de Isabel Díaz Ayuso en toda la mañana.

La presidenta madrileña ha telefoneado a Pedro Sánchez a las 12.25 horas, según confirman fuentes de la Presidencia de la Comunidad de Madrid a laSexta. Sin embargo, el Ejecutivo considera que esa llamada llega tarde y el Consejo de Ministros, reunido desde las 12:00 horas, ha aprobado el estado de alarma en la Comunidad.

"La presidenta y Sánchez han hablado y Sánchez se ha negado a negociar la Orden de la Comunidad de Madrid", dicen las mismas fuentes, que añaden: "La conversación ha sido a las 12:25, cuando La Moncloa ya había filtrado que decretaban el estado de alarma".

Poco después, el consejero de Sanidad ha dicho su comparecencia ante los medios que si la aplicación del estado de alarma se va a producir, "el Gobierno de la Comunidad de Madrid estará cada día a negociando para que lo levante".