La Policía Nacional investiga el origen de cinco paquetes bomba enviados en la última semana -cuatro de éstos en las últimas 24 horas-, así como la vinculación entre éstos. Los envíos iban destinados al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, al Ministerio de Defensa o la Embajada de Ucrania en Madrid, entre otros.

El periodista Manu Marlasca ha informado en el programa Al Rojo Vivo de que los cinco paquetes fueron enviados "casi con total seguridad" por la misma persona en dos fases distintas.

En primer lugar se realizó el envío al presidente del Gobierno a través de correo ordinario. El 24 de noviembre fue detectado y neutralizado este sobre por parte de los servicios de seguridad de Presidencia del Gobierno, durante las tareas de cribado y filtrado de la correspondencia.

Una semana más tarde, entre ayer miércoles y este jueves, han aparecido el resto de artefactos, que fueron "remitidos el mismo día y al mismo tiempo, casi con toda seguridad", según ha informado Marlasca. "Se trabaja con la seguridad de que todo es obra de la misma persona", ha agregado el periodista, que además ha puntualizado que el explosivo usado es "muy rudimentario". "Es la pólvora que se usa en petardos y en pirotecnia, prensada y mediante un pequeño dispositivo puede provocar una pequeña explosión o incendio", ha informado.

Ministerio de Defensa

Este jueves laSexta ha tenido conocimiento del envío de una carta incendiaria al Ministerio de Defensa, situado en el madrileño Paseo de la Castellana. Defensa ha confirmado a laSexta los hechos. Hasta allí se han desplazado los Técnicos Especialista en Desactivación de Artefactos Explosivos (TEDAX).

Embajada de Ucrania

Otra carta bomba fue remitida a la embajada de Ucrania sobre las 13 horas del miércoles. La explosión del paquete dejó un herido leve en la embajada. Fuentes policiales han detallado que los hechos se produjeron cuando uno de los trabajadores manipulaba una carta. El empleado resultó herido con carácter leve, y pudo acudir por su propio pie a un centro sanitario.

La misiva en cuestión, según ha podido saber esta cadena, no había sido comprobada ni examinada por la empresa privada que vigila la seguridad de la embajada. El sobre llegó por correo ordinario, pero no se habría pasado por el escáner.

Empresa Instalaza, en Zaragoza

La tarde del miércoles un paquete similar llegó a la empresa Instalaza, en Zaragoza. La entidad, dedicada a la fabricación de material militar es la encargada de la fabricación de los lanzagranadas que el Ministerio de Defensa envió a Ucrania. En este caso no se abrió el paquete, aunque habría dado positivo en explosivos en un primer análisis.

Torrejón de Ardoz

Sobre las tres de la madrugada de este jueves, agentes de seguridad de la base aérea de Torrejón de Ardoz, en Madrid, han interceptado un nuevo paquete sospechoso remitido por correo al edificio del Centro de Satélites. Tras ser analizado por rayos X se ha determinado que podría contener en su interior algún tipo de mecanismo.

Según ha podido saber laSexta de fuentes de la investigación, la Unidad Militar de la base aérea ha dado el aviso a las fuerzas de seguridad de que habían recibido un sobre sospechoso. Inmediatamente se activaron los protocolos correspondientes, mientras la Policía Nacional se ha hecho cargo del análisis del sobre. El paquete detectado en la base de Torrejón estaba dirigido al Centro de Satélites de la Unión Europea, un moderno complejo inaugurado el 27 de septiembre por la ministra de Defensa, Margarita Robles, y el Alto Representante de la UE, Josep Borrell.

Investigación de la Audiencia Nacional

La Audiencia Nacional ha asumido la investigación. El juez José Luis Calama ya ha tenido conocimiento de la existencia de los cinco paquetes