La muerte de Manuela Chavero será juzgada por un tribunal popular formado por nueve personas y dos suplentes, según ha dictaminado la jueza de Zafra que lleva el caso, según ha confirmado el diario 'El Mundo'.

Todo comenzó durante la madrugada del 4 al 5 de julio de 2016, cuando Manuela Chavero de 42 años salió de su casa, pero no lo hizo sola, alguien la acompañaba.

Desde este fatídico día, su desaparición se prolongó durante cuatro años hasta que el 18 de septiembre de 2020, la Guardia Civil encontró su cadáver enterrado en una finca de Monesterio. Las pruebas indicaban que fue Eugenio Delgado, quien vivía próximo a Chavero, el que la secuestró y asesinó.

El detenido y autor confeso, Eugenio Delgado, de 28 años, lleva en prisión preventiva desde hace un año y 10 meses. Tras ser trasladado de la cárcel de Badajoz al juzgado de Zafra número 1, se le ha comunicado que será juzgado por un jurado popular.

La familia de Manuela Chavero ejerce la acusación particular basándose en que el crimen se trata de un delito contra la vida, como bien recoge la Ley Orgánica del Código Penal. De esta manera, defienden que su muerte fue un asesinato mientras que Eugenio Delgado siempre se ha acogido a la versión de que falleció accidentalmente al golpearse la cabeza.

Aunque por el momento el juicio contra el acusado no tiene una fecha fija, se espera que se celebre durante el año 2023. Además, por su parte, la abogada de la familia ya ha conseguido hacerse con el informe final de la UCO, encargado de la investigación desde el momento de la desaparición de Manuela Chavero.