El estado de alarma no se va a prorrogar. Es la máxima que repiten desde el Gobierno ante la insistencia de algunas comunidades y grupos políticos para prolongarlo más allá del 9 de mayo.

Como ha hecho Pedro Sánchez en los últimos días, Carmen Calvo ha defendido que España cuenta con suficientes "medidas jurídicas" para aplicar las restricciones que sean necesarias para frenar la pandemia de coronavirus. "La legislación sanitaria de nuestro país tiene recursos suficientes y, salvo confinar e inmovilizar a la gente en sus casas, casi todo lo demás se puede hacer", ha señalado.

Preguntada por las restricciones de movilidad nocturna y si sería posible seguir aplicándolas, Calvo ha señalado que "el toque de queda significa que no puedes salir de tu casa", por lo que esta sería otra de las medidas que no se podría aplicar a partir del 9 mayo.

Ante las dudas sobre los confinamientos perimetrales, Calvo ha destacado que el Ejecutivo y las comunidades autónomas pueden acordar las medidas pertinentes en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud. "Hay una acción coordinada que la toma el consejo si la considera oportuna", ha añadido al respecto.

La legislación sanitaria de nuestro país tiene recursos suficientes y, salvo confinar a la gente en casa, se puede hacer casi todo"

La vicepresidenta primera del Gobierno ha hecho hincapié en que en la mayoría de las ocasiones, "el 99% de los casos", los tribunales superiores de justicia "han respaldado las decisiones de los ejecutivos" y el Supremo ha determinado que "cuando se deciden unas medidas (en la Interterritorial), hay que cumplirlas en todo el territorio".

En una entrevista en 'Canal Sur TV' también ha arremetido contra Pablo Casado y los cambios de criterio en el Partido Popular. En este sentido, ha recordado que han votado a favor, en contra y se han abstenido en las votaciones sobre las prórrogas del estado de alarma y ha apostillado que "Casado dice una cosa, Ayuso otra y otros presidentes autonómicos, otra".

Por su parte, el ministro de Justicia ha llamado a confiar en el poder judicial porque este "intenta dar seguridad jurídica" a las autonomías en cuanto a las medidas que necesitan aplicar. A su juicio, sí que hay "un paraguas jurídico", que es la ley del 86, que permite "aplicar una serie de restricciones en el ámbito sanitario".

Reyes Maroto, la titular de Comercio, Industria y Turismo, considera que este va a ser un verano distinto al pasado y "una vez que finalice el estado de alarma, habrá una mayor movilidad en el territorio español".

¿Qué se podrá hacer tras el fin del estado de alarma?

Si el Gobierno sigue adelante con su decisión, el próximo 10 de mayo ya no existirá el estado de alarma en nuestro país. Será el primer día en España sin esta medida jurídica que ha servido de paraguas para medidas como el confinamiento domiciliario, el cierre perimetral de las comunidades o el toque de queda, entre otras.

Según expertos jurídicos, el confinamiento domiciliario y las restricciones de movilidad nocturna no se podrán aplicar a partir de esta fecha. Lo que sí tiene cabida son los confinamientos de las comunidades autónomas para evitar la circulación de los españoles por todo el territorio nacional, en caso de que sea necesario.

Respecto a los confinamientos perimetrales, sería posible aplicarlos si autonomías y Ejecutivo central lo acordaran en el Consejo Interterritorial y recibiera el visto bueno del Tribunal Superior de Justicia de la comunidad afectada. Precisamente, a esto se están agarrando los presidentes autonómicos. Temen que una vez decaiga el estado de alarma, las medidas sean tumbadas por un juez.

La mayoría de CCAA piden a Sánchez que legisle

Solo un día después de la comparecencia del presidente del Gobierno en el Congreso, las comunidades autónomas han vuelto a pedirle que legisle y presente un plan alternativo.

El presidente andaluz, Juanma Moreno, ha cuestionado qué va a ocurrir a partir de esta fecha porque, a su juicio, "si alguien quiere hacer una feria o un gran botellón", él no podrá "impedirlo" sin la cobertura jurídica necesaria. El dirigente 'popular' cree que los líderes autonómicos se quedarán "desnudos ante posibles rebrotes y no podrán legislar en materia de movilidad".

Su homóloga en la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha sido la única que ha manifestado "dudas" sobre los confinamientos perimetrales porque cree que "se están vulnerando los derechos fundamentales" de manera sistemática.

El lehendakari, Íñigo Urkullu, ha mostrado su "preocupación" ante lo que puede ocurrir en los próximos meses. Él fue el primer presidente regional que pidió al Gobierno que tomara medidas al respecto y el único que ha instado a Sánchez a presentar una nueva prórroga del estado de alarma.

Ya antes de la comparecencia del líder socialista en la Cámara Baja la mayoría de CCAA y grupos parlamentarios instaron al Ejecutivo a presentar un plan B jurídico.