Analizamos cómo valoran los españoles el resultado electoral del 26M. El 64,6% de los encuestados los valora positivamente, frente al 31% que los califica de negativos. Los votantes del PSOE son los que mejor ven estos resultados, un 85,5% cree que son positivos y sólo el 12,7% los ve mal.

Los votantes del Vox y PP son los que los califican peor, el 55% y el 54% respectivamente cree que son negativos.

La mayoría de los votantes de Ciudadanos los ve positivos, un 54%, mientras que en Podemos está muy dividido: un 45% los ve buenos mientras que casi el 51% cree que son malos.

El que sale más reforzado de estas elecciones es Pedro Sánchez: el 71% cree que está más fuerte y la cifra sube hasta el 82% si preguntamos a los votantes socialistas.

Mucho peor creen que le ha ido a Casado, sólo el 18% cree que sale reforzado, el 33% apunta que se queda igual y el 47% contesta que ha salido perjudicado. Si preguntamos a sus votantes, las cifras cambian: casi el 41% dice que sale reforzado mientras que el 20 cree que queda tocado.

La mayoría de los encuestados apunta que Rivera está igual después de las elecciones, mientras que entre sus votantes el 61% cree que ha salido reforzado.

El que queda peor tras las elecciones es Pablo Iglesias: el 83,8% apunta que sale perjudicado y solo un 1,2% cree que está mejor que antes de las elecciones. Entre sus votantes la percepción también es mala, sólo el 5,7% cree que sale reforzado mientras el 66% dice que le han perjudicado.

Sobre Abascal, análisis muy diferente entre sus votantes y todos los demás. Sólo el 19% de los encuestados cree que sale reforzado, cifra que sube hasta casi el 79% si preguntamos a los suyos. Son datos del instituto Invimark para laSexta.