Isabel Díaz Ayuso ha reestructurado su equipo de Gobierno tras el cese de Ignacio Aguado y los cinco consejeros de Ciudadanos que hasta ahora conformaban el Ejecutivo de coalición junto al PP en la Comunidad de Madrid.

En pleno debate jurídico sobre la posibilidad de que las elecciones anunciadas por la presidenta no lleguen a producirse por haberse registrado con anterioridad las mociones de censura de Más Madrid y PSOE, Díaz Ayuso ha rediseñado su Ejecutivo para las semanas previas a los supuestos comicios.

En un comunicado, la presidenta de la Comunidad de Madrid ha adelantado que la vicepresidencia que hasta ahora ocupaba Ignacio Aguado se eliminará, y el Gobierno sustituirá su portavocía por la de Enrique Ossorio, consejero de Educación y Juventud que ahora también lo será de Ciencia, Universidades e Innovación, Cultura y Turismo, carteras ocupadas por Eduardo Sicilia y Marta Rivera hasta el momento.

Para suplir el puesto de Manuel Giménez, hasta ahora consejero de Economía, Empleo y Competitividad, Ayuso ha elegido a Javier Fernández-Lasquetty, también consejero de Hacienda y Función Pública.

El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, también asumirá la cartera que deja Javier Luego, la Consejería de Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad.

El puesto de Ángel Garrido será suplantado por el consejero de Vivienda y Administración Local, David Pérez, al que se encomendará la Consejería de Transportes, Movilidad e Infraestructuras.

De este modo, tan solo los consejeros de Justicia, Interior y Víctimas, y de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Sostenibilidad, Enrique López y Paloma Martín, respectivamente se mantienen con las competencias que tenían hasta ahora.

El Ejecutivo madrileño hará efectivos estos cambios con la publicación del decreto de convocatoria de elecciones este mismo jueves en el BOCM.