La presidenta de la Comunidad de Madrid ha acusado a la izquierda de "alentar a la gentuza" que participó en las protestas a favor de Pablo Hasél y ocasionó destrozos por la capital.

Lo ha hecho en la Asamblea de Madrid en la que ha sacado un trozo de adoquín, de los que supuestamente lanzaron los manifestantes contra la Policía. "Esto es un adoquín y se lo han tirado a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, y ustedes están callados", le ha dicho a Pablo Gómez Perpinyà, diputado de Más Madrid.

Asimismo, dirigiéndose a la bancada de Más Madrid, se ha preguntado si van a denunciar lo ocurrido y si "por fin, se van a poner de parte de la convivencia y de la paz en las calles, o van a seguir alentando a esa gentuza".

En la misma línea se ha pronunciado hacia la diputada de Podemos Isa Serra, a la que ha acusado de no "condenar la violencia sufrida por la extrema izquierda". Un tono que ha ido elevando hasta preguntarle si les "pegarían un tiro en la nuca" a otros diputados.

Por su parte, la dirigente de la formación morada en Madrid ha defendido que su partido está "a favor de las movilizaciones pacíficas" le ha preguntado a Isabel Díaz Ayuso por la joven que perdió un ojo durante las cargas policiales en las protestas de Cataluña.

La presidenta madrileña no ha respondido a esta última interpelación, pero sí ha insistido en que están defendiendo y manifestándose "por un delincuente que tiene menos arte que cualquiera" de los que están en la Asamblea de Madrid "con dos cubatas".

El que sí ha condenado de manera firme los disturbios de este miércoles ha sido el diputado socialista Ángel Gabilondo. Un gesto que ha agradecido la líder 'popular' en Madrid y que ha aprovechado para llamar al Gobierno nacional a hacer lo mismo.