El Gobierno y la Comunidad de Madrid vuelven a tomar posiciones enfrentadas, en esta ocasión por la intención del Ejecutivo de Pedro Sánchez de descentralizar las instituciones estatales. La presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, le ha acusado de querer "destrozar Madrid" con esta iniciativa, y advierte de que "destrozar Madrid es destrozar España".

Así se ha pronunciado la dirigente popular durante un acto este lunes en la Estación del Arte, donde ha asegurado que "la izquierda da por perdida Madrid y, por tanto, lo que pretende es descapitalizarla buscando votos en otros territorios" y creando "agravios" contra la capital. "Buscan que otros españoles odien Madrid y, por tanto, lo que quieren es que los españoles odien su propio país", ha sentenciado.

Las palabras de Díaz Ayuso llegan después de que Sánchez volviera a defender este domingo "la necesidad de descentralizar la presencia institucional en nuestro país", durante un acto en Ponferrada (León), en el que aseveró que "es de justicia que todos los territorios abran un debate honesto y leal" para que haya instituciones que salgan de la capital y representen al Estado en otros territorios.

 

El Gobierno defiende que es "compartir Estado"

Tras las palabras de Díaz Ayuso, la ministra portavoz, Isabel Rodríguez, le ha respondido este mismo lunes, afirmando que las declaraciones de la presidenta madrileña "parecen un tanto forzadas" y lanzando un mensaje de "sosiego y calma" sobre las intenciones del Gobierno.

"Parece que cada día necesitara buscar una excusa en la que confrontar con el Gobierno de España o confrontar con el presidente Sánchez", ha reprochado a Ayuso durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, en la que ha afirmado que "parece que la señora Ayuso tiene esa necesidad permanente de mostrarse en esa confrontación con el Gobierno de España".

"No se trata sino de compartir Estado", ha defendido Rodríguez sobre la descentralización institucional, cuyo objetivo -ha dicho- "es que las oportunidades y esta recuperación justa en la que trabaja el Gobierno lleguen a todos los territorios de nuestro país". "Lo que este Gobierno pretende es compartir Estado y eso no significa sustraer la capitalidad de España, todo lo contrario, significa hacer más grande a España si conseguimos compartir y sentir el Estado hasta el ultimo rincón de nuestro país", ha asegurado.

Una intención, ha deslizado la ministra, que va en una línea muy distinta "a lo que tal vez defienda la señora Ayuso y no se atreva a decir, pero sí dicen sus socios de gobierno", en alusión a Vox y su intención de ir hacia "el desmantelamiento del Estado de las autonomías".