La Consejería de Sanidad y los sindicatos con representación en la Mesa Sectorial de Sanidad (CC.OO., UGT, CSIT Unión Profesional, Satse y Amyts) se reunirán este viernes para analizar el funcionamiento de los centros 24 horas que desde el 27 de octubre atienden la urgencia extrahospitalaria en la región. Una situación que ha generado malestar entre los profesionales sanitarios que acusan una falta de facultativos para llevar a cabo la reapertura de los 80 centros de este tipo en la región.

En concreto, la Dirección General de Recueros Humanos y Relaciones Laborales ha convocado a las cinco organizaciones sindicales a partir de las 13:00 horas de este viernes a una reunión con un único punto en el orden del día, el análisis del funcionamiento de los centros sanitarios 24 horas. A la mesa se sienta el propio consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, algo que muestra la importancia que le dan a esta reunión.

En palabras de Escudero, momentos previos a la reunión, afirmaba que su objetivo principal es que se llegue a un acuerdo para desconvocar la huelga. "Esperamos que de esa reunión se pueda avanzar. El objetivo que quiere la Consejería, y seguro que también los sindicatos, es la desconvocatoria de huelga", ha destacado, añadiendo que a la reunión se llevará "todo el análisis de cuál es la situación".

Este encuentro se produce en un momento en el que las relaciones entre el departamento que dirige Enrique Ruiz Escudero y las organizaciones sindicales no pasan por su mejor momento. Por un lado, el sindicato médico Amyts ha convocado una huelga indefinida de facultativos en centros 24 horas y, a partir del día 21, para médicos y pediatras de Atención Primaria.

Por otro, los otros cuatro sindicatos presentes en la Mesa (CC.OO., CC.OO., UGT, CSIT Unión Profesional, Satse) dieron por roto el pasado viernes el principio de acuerdo alcanzado por la Consejería que establecía un periodo transitorio de dos meses para revisar y analizar la implantación del modelo de urgencia extrahospitalario de la región. Mientras estas cuatro organizaciones sindicales hablaban de "incumplimiento" de los compromisos adquiridos por parte del Ejecutivo regional, desde el departamento que dirige Enrique Ruiz Escudero recalcaban que debían ser estos sindicatos quienes explicaran su cambio de postura, dado que la situación no había cambiado.

Tras la ruptura del principio de acuerdo del pasado 26 de ocubte, la Mesa Sectorial es el "único órgano de negociación posible" en el que estos sindicatos han dicho que hablarán de las condiciones de los trabajadores afectados por la reordenación de las urgencias extrahospitalarias. Desde la Consejería, por su parte, han reiterado que mantienen la mano tendida para alcanzar un acuerdo que ponga fin al conflicto.

AMYTS: "La situación es grave"

Ángela Hernández, secretaria general de AMYTS, ha cuestionado las intenciones de la Consejería, cuando afirma que lo que quieren es que se desconvoque la huelga. En una entrevista en Al Rojo Vivo, Hernández ha declarado: "Para que se desconvoque han elegido un formato curioso, porque han convocado a la Mesa Extraordinaria de Sanidad con los cinco sindicatos sanitarios en lugar de al comité de huelga del sindicato medico que convocó la huelga indefinida".

"La situación es muy grave", ha dicho la representante de AMYTS, quien también ha dejado claro que no es un problema de falta de 34 médicos, como ha declarado Ayuso.

"No sabemos si es desconocimiento médico o querer engañar a la población. Lo que pretenden es abrir 34 centros sin médico y ya hay 28 que han renunciado durante este terrible mes. Los números los tiene que decir la consejería pero decir eso es absurdo", ha explicado la sanitaria.

El modelo transitorio de Ayuso con teleconsultas

Mientras tanto, desde el Gobierno regional se va a implantar esta semana un modelo transitorio de organización de los centros sanitarios 24 horas "hasta que se reconduzca la situación de conflictividad laboral". Este modelo implica que se mantendrán abiertos estos 80 centros sanitarios 24 horas, con 46 puntos fijos que dispondrán de médico, enfermero y celador, y los otros 34 con dos enfermeros, celador y equipos para la realización de videonconsulta con un facultativo de la misma zona asistencial.

El personal de Enfermería que tengan la necesidad de establecer una interconsulta lo harán con un médico de su propia dirección asistencial, es decir, una de las siete en las que está dividida la organización de la Atención Primaria en Madrid, un aspecto este último que ha sido acogido con críticas por parte de las organizaciones sindicales y por los facultativos.