Las autoridades sanitarias de Suiza han anunciado que añadirán a España, con la excepción de Canarias y Baleares, a la lista de países cuyos viajeros tendrán que guardar una cuarentena de 10 días a su llegada al país helvético.

La medida entrará en vigor el sábado, según ha anunciado este miércoles, Patrick Mathys, jefe de gestión de crisis de la Oficina Federal de Salud Pública, en una sesión informativa en Berna.

Suiza sigue así los pasos de Reino Unido, que recientemente reimpuso la obligación de guardar cuarentena para las personas que lleguen desde España.

Austria baraja implantar medidas

Por su parte, Austria está "examinando intensamente" la posibilidad de emitir advertencias de viaje para comunidades de nuestro país afectadas por un rápido aumento de los contagios por coronavirus, como Cataluña, o adoptar otras medidas que podrían restringir los viajes a esas zonas, según la agencia austríaca 'APA'.

De acuerdo con el diario 'Österreich', el Gobierno del país podría seguir el ejemplo de Alemania, que ha desaconsejado recientemente los viajes a Cataluña, Navarra y Aragón, y podría emitir esta misma semana una advertencia parcial contra los traslados a España.

También contempla la posibilidad de exigir un test negativo de coronavirus o una cuarentena de 14 días para quienes entran en territorio austríaco desde nuestro país, una medida que se aplica ya a otras regiones y países clasificados como zonas de riesgos.

Consultado por 'APA', el ministerio de Asuntos Exteriores de Austria se ha limitado a confirmar que actualmente está "examinando intensamente" la posibilidad de adoptar medidas.

La república alpina mantiene una advertencia de viaje de máximo nivel para varios países socios de la Unión Europea, como Portugal, Suecia, Bulgaria y Rumanía, así como para otras naciones extracomunitarias, entre ellas Estados Unidos o Turquía. Además, el Gobierno austriaco en general recomienda evitar los viajes que no sean absolutamente necesarios.