El número de desempleados disminuyó en 340.700 personas y la tasa de paro se redujo un punto y medio y se situó en el 17,22%, según la Encuesta de Población Activa relativos al segundo trimestre de 2017.

El número de desempleados disminuyó en 340.700 personas durante el segundo trimestre del año, hasta los 3.914.300, de forma que baja de los cuatro millones de parados por primera vez desde 2008.

Según la Encuesta de Población Activa publicados por el Instituto Nacional de Estadística, la tasa de paro se redujo un punto y medio y se situó en el 17,22%, retrocediendo así a datos de hace casi nueve años.

La ocupación aumentó en 375.000 personas, hasta alcanzar los 18.813.300 millones de trabajadores, la mayor cifra desde el cuarto trimestre de 2009, gracias, en parte, a la incorporación al mercado laboral de 34.300 personas activas.