"Me extraña que a la izquierda progre le parezca tan mal el asalto al Capitolio". Así ha reaccionado el líder de Vox, Santiago Abascal, a la irrupción de seguidores de Donald Trump en el Congreso de Estados Unidos en Washington, a través de un hilo de Twitter en el que ha arremetido contra la izquierda.

Abascal asimismo ha cargado contra los partidos independentistas catalanes y el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias. "Aquí tenemos a un vicepresidente que llamaba a asaltar el Congreso. Aquí tenemos a una Generalidad gobernada por los que asaltaron el parlamento catalán", ha tuiteado.

"Se sienta en el Consejo de Ministros. En España el problema es este", ha añadido, en un mensaje posterior, también a través de Twitter, en el que ha adjuntado recortes de prensa sobre el líder de Unidas Podemos.

Iglesias, entretanto, ha aseverado a través de la misma red social que lo ocurrido en EEUU corresponde al "modus operandi de la ultraderecha: la mentira descarada como arma política y el intento de subversión de los mecanismos institucionales cuando no le son favorables". "Frente a su violencia y sus mentiras allí y aquí: democracia y antifascismo", ha sentenciado.

 

Abascal arremete contra la izquierda

"Quizá lo que les molesta a los comunistas y socialistas es que en otros países las izquierdas hayan perdido el monopolio de la violencia", ha aseverado por su parte Abascal en otro mensaje de su hilo de Twitter, en el que ha asegurado que su partido sufre esa violencia, acusando al Gobierno de instigarla.

"Espero que se restaure el orden que nunca debió verse perturbado de esta forma", ha agregado, insistiendo en sus acusaciones contra la izquierda, afirmando que esta "lleva años dinamitando instituciones, controlando medios y amparando la violencia en todo occidente". "Las consecuencias las sufrimos todos", ha agregado.