Javier Bardem ha comparecido en la Cumbre del Clima de Madrid para denunciar la emergencia climática que sufre el mundo. El actor ha reivindicado que "tenemos sólo diez años para frenar las peores consecuencias del cambio climático".

Bardem ha puesto hincapié en el informe de agosto de la comunidad científica de Naciones Unidas, que dicta que la temperatura del planeta ha aumentado ya un grado, lo que provoca la "desertificación y la degradación de la Tierra".

"Los compromisos actuales nos van a llevar a aumentos de tres grados. Sólo hay tres palabras que pueden frenar los impactos que ya estamos sufriendo: urgencia, ambición y reducción", ha señalado el actor. Así, ha exigido a las "economías más desarrolladas", entre las que ha incluido a la Unión Europea, "más ambición en sus políticas y la reducción de emisiones al 65%para el 2030, y no sólo al 40%".

El actor ha asegurado que se necesita que se acelere la transición energética: "Es imprescindible un cambio de modelo de transporte, y es fundamental el cambio de una agricultura a una ecológica".

"Los políticos deben estar a la altura de este momento histórico. Desde ese estúpido de Trump que abandona los acuerdos globales hasta ese estúpido de Almeida que quiere revertir Madrid Central y permitir circular por la capital a los vehículos contaminantes", ha apostillado. El actor ha sentenciado asegurando que "no queremos palabras inútiles, sino que exigimos hechos ya".

El alcalde de Madrid responde

El alcalde de Madrid ha respondido al actor en una publicación en su cuenta de Twitter asegurando que Bardem es "el típico listo, eso sí muy progre, que piensa que lo de pagar impuestos no va con el".

 

La zona de bajas emisiones Madrid Central comenzó a funcionar hace un año tras su puesta en marcha por parte de la anterior alcaldesa, Manuela Carmena.

Por su parte, el diputado de Ciudadanos Marcos de Quinto también ha respondido al actor tras su discurso. "Hoy en día, negar la evidencia de la crisis climática puede llegar a ser "tan estúpido" como seguir defendiendo el comunismo como fórmula de progreso", ha tuiteado.

 

"Y no se quién me da mas miedo, si un negacionista del clima o un negacionista de la democracia liberal", ha sentenciado el exvicepresidente ejecutivo de Coca-Cola.