Los equipos de emergencia turcos han logrado rescatar este martes a una madre y su bebé de seis meses tras cerca de 29 horas atrapados bajo los escombros de un edificio derrumbado en Hatay tras los terremotos registrados el lunes en el sur del país, cerca de la frontera con Siria.

Según las informaciones recogidas por la agencia estatal turca de noticias, Anatolia, los trabajadores de búsqueda y rescate escucharon una voz de entre las ruinas de un edificio de apartamentos en una calle del distrito de Odabasi, tras lo que lograron localizar a Hulya Yilmaz y su bebé.

Los dos rescatados han sido trasladados a un hospital cercano para recibir tratamiento, sin que por el momento haya más detalles sobre su estado, mientras que los trabajos de búsqueda y rescate de posibles víctimas en la zona continúan.

El rescate ha tenido lugar después de que cuatro personas, una madre y sus tres hijos, fueran halladas con vida entre los escombros de un edificio unas 24 horas después del primer seísmo de magnitud 7,4 en la escala de Richter.

Asimismo, una mujer de 24 años ha sido rescatada unas 27 horas después del terremoto tras ser localizada entre los escombros de un edificio de siete plantas en la provincia de Kahramanmaras, mientras que un hombre de 26 años y un niño de tres años han sido localizados con vida en la localidad de Malatya tras 22 horas atrapados.

La Autoridad de Gestión de Desastres y Emergencias (AFAD), dependiente del Ministerio del Interior turco, ha indicado que cerca de 13.740 miembros de los equipos de búsqueda y rescate trabajan en las zonas afectadas, a donde han sido enviadas 300.000 sábanas, más de 41.500 tiendas de campaña, cerca de 100.000 camas y material de calefacción y cocina, según ha recogido el diario 'Daily Sabah'.