El presidente de Estados Unidos Donald Trump ha vuelto a crear polémica hasta el punto de que su mensaje ha sido censurado en redes sociales. Ha escrito un tuit donde minimiza la pandemia de COVID-19 y la compara con la gripe, al que Twitter Inc ha respondido con una etiqueta en la que advertía de que contenía información potencialmente engañosa.

"¡La temporada de gripe se acerca! Muchas personas cada año, a veces más de 100.000, y a pesar de la vacuna, mueren de gripe. ¿Vamos a cerrar nuestro país? No, hemos aprendido a vivir con ella, al igual que estamos aprendiendo a vivir con el COVID, que en la mayoría de las poblaciones es mucho menos letal!!!" , tuiteó Trump.

Trump publicó el tuit horas después de que fuera dado de alta del Centro Médico Militar Nacional Walter Reed en Bethesda, en el estado de Maryland. Y tras decir que se siente "mejor que nunca" y quitándole importancia al coronavirus. con un video de su vuelta en Twitter con música épica y un aparente estado saludable a menos de un mes de las elecciones presidenciales.

Un estado de salud del que dudan sus propios médicos y que se hace aún más incierto si se analiza el vídeo del presidente en el balcón de la Casa Blanca, con evidentes gestos de falta de aire y sin haber superado aún la enfermedad.

Sin embargo, el coronavirus no ha detenido la campaña del líder del Partido Republicano. Su cuenta de Twitter está más activa que nunca. En ella, el presidente alardea de sentirse mejor que nunca y llama al voto, incluso subestimando la pandemia.

"Una cosa es segura: no dejéis que os domine, no le tengáis miedo. Vamos a vencerlo. Tenemos el mejor equipo médico, las mejores medicinas, todo desarrollado recientemente, y tienes que vencerlo", ha insistido desde el balcón de la Casa Blanca.

Su rival en las elecciones presidenciales, Joe Biden, ya apunta como favorito en las encuestas. Según un sondeo de CNN, el 57% de los votantes estadounidenses apoyaría al candidato demócrata, mientras que el 41% se decantaría por el actual presidente. Una ventaja que no ha dejado de crecer en los últimos días.