Polonia anunció este martes que espera nuevas concesiones por parte de la Comisión Europea de cara a salir del bloqueo en el que se encuentran las negociaciones para sacar adelante el Fondo de Recuperación y los Presupuestos de la Unión, después de que ayer vetara junto a Hungría la tramitación del dinero que usarán los estados para gestionar la crisis del COVID-19.

"Estamos a la espera de nuevas propuestas que sean coherentes con los tratados de la Unión Europea y que, además, estén en línea con las conclusiones del Consejo Europeo de julio, cuando se aprobó el presopuesto de la Unión Europea", afirmó un portavoz del Gobierno, Piotr Muller, en la radio estatal.

Hungría y Holanda se opusieron este lunes a la puesta en marcha del mecanismo legal que permite a la Unión Europea ampliar su presupuesto para los próximos siete años y también emitir deuda en los mercados financieros para poder sufragar los 750.000 millones de euros del plan europeo.

La razón es que los países miembros decidieron condicionar la entrega del dinero europeo al respeto al estado de derecho. Tanto Hungría como Polonia tienen procedimientos abiertos por vulnerar la independencia judicial de sus países.

Conversación productiva

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, hablaron anoche por teléfono acerca del plan recuperación español que se financiará con estos fondos europeos. A España le corresponden 140.000 millones de euros que ahora corren peligro de retrasarse, justo cuando ya tiene presupuestados para 2021 un primer tramo de 27.000 millones.

"Muy buen intercambio con Pedro Sánchez sobre el plan de recuperación y resiliencia de España. Hablamos sobre inversiones y reformas", escribió el lunes por la noche la política alemana en su perfil de la red social Twitter.

 

Sánchez también se refirió anoche a la conversación telefónica en su cuenta de Twitter.

 

La Comisión prevé que empiecen a principios de verano, con lo que las ayudas llegarían a los países en el segundo semestre, según explicaron recientemente fuentes comunitarias a Efe.