Por primera vez Westminter respalda un acuerdo del Brexit, el de Boris Johnson, por 329 votos a favor y 299 en contra. Pero la alegría le ha durado poco, ya que los diputados británicos han votado minutos después, de manera decisiva, en contra de la agenda propuesta por el primer ministro, que buscaba la tramitación express de la ley de retirada antes del 31 de octubre.

Johnson había amenazado con ir directamente a elecciones anticipadas si su ley de Acuerdo para la Retirada de la Unión Europea era rechazada, asegurando que no iba a consentir que la situación se "demorase varios meses más".

En su propia cuenta de Twitter, el primer ministro defendía que "la gente no quiere más retraso. Vamos a llevar a cabo el Brexit el 31 de octubre y vamos a mover este país hacia delante".

 

Johnson, por su parte, ha anunciado que el Gobierno suspende la tramitación parlamentaria sobre el Brexit a la espera de que la UE responda a la petición formulada por el Poder Legislativo de prorrogar la salida de Reino Unido al 31 de enero de 2020. Además ha avisado que Reino Unido seguirá preparándose para una salida a las bravas.