La líder del ultraderechista Hermanos de Italia (FdI), Giorgia Meloni, ha asegurado esta madrugada que la derecha gobernará "para unir a todos los italianos" en sus primeras declaraciones después de que su partido se convirtiera en el más votado del país, lo que la llevará a ser la primera mujer que gobernará Italia.

En su aparición esta madrugada

en un hotel en las afueras de Roma, Meloni ha hecho un discurso muy medido y sin tonos triunfalistas, en el que aseguró que la coalición de extrema derecha, con Liga de Matteo Salvini y Forza Italia de Silvio Berlusconi, gobernará "para que los italianos puedan estar orgullosos de ser italianos".

Según los resultados parciales, FDI fue el partido más votado con cerca del 26 %, mientras que la coalición de derechas con la Liga y Forza Italia se coloca en el 44%, respecto al 26 % del bloque progresista liderado por el Partido Demócrata (PD).

"Los italianos han dado desde las urnas una indicación clara, y la indicación es por un Gobierno de centro derecha con la guía de Hermanos de Italia", ha dicho Meloni.

La ultraderechista ha señalado que es "tiempo de que los italianos tengan nuevamente un Gobierno que sale de una indicación en las urnas y es algo con lo que todos tienen hacer cuentas".

Ha lamentado que haya sido una campaña electoral "agresiva y violenta" y ha asegurado que "Italia y la Unión Europea necesitan la contribución de todos ante la situación compleja en la que nos encontramos".

También ha manifestado su pesar por los datos de la abstención, que fueron del 36 %, y aseguró que su objetivo será "reconstruir la relación entre el Estado y los ciudadanos".

En un pasaje de su discurso más sentimental ha afirmado: "Para nosotros es una noche de orgullo, de rescate y de lágrimas y abrazos, sueños y recuerdos, y es una victoria para los que ya no están".

Para Meloni ha llegado el tiempo "de la responsabilidad si queremos hacer historia". "Tenemos que entender la responsabilidad que nos han dado decenas de millones de italianos, no traicionaremos a esta gente".

Salvini promete un "gobierno estable"

Para el líder de la Liga Norte, Matteo Salvini, la coalición de extrema derecha aportará cinco años de estabilidad política a Italia, según ha dicho en una rueda de prensa este mismo martes.

"Creo que, durante al menos cinco años, seguiremos adelante sin cambios, sin giros, priorizando en las cosas que tenemos que hacerlo", ha dicho Salvini,que ha asegurado que hablará esta misma tarde con la ultraderechista Meloni para comenzar la formación de gobierno.

Aunque el dato cosechado por su partido no le "satisface" —la Lega ha obtenido un 9% de los votos, aunque entra dentro de la coalición de extrema derecha que gobernará los próximos años—, asegura que "haber estado en la oposición ha valido la pena" y, además, que "Giorgia Meloni lo ha hecho bien".

"Bravo, Giorgia, trabajaremos juntos durante mucho tiempo", ha indicado. El líder de la Lega ha asegurado, en su primera rueda de prensa después de conocer los resultados, que envió un mensaje a la ganadora de la cita electoral a las 4 de la mañana para felicitarla.