Las Fuerzas Armadas Malienses (FAMA) informaron este viernes del hallazgo de cadáveres en una "fosa común" cerca de un cuartel militar en la localidad Gossi (centro) y que estaba hasta el pasado martes bajo el control de la fuerza antiterrorista francesa Barkhane.

Las FAMA explicaron en un comunicado que los cadáveres, cuyo número no ha sido revelado, fueron descubiertos el pasado miércoles durante una misión de reconocimiento realizada después de la retirada el día anterior de las fuerzas francesas y estaban en un "estado de putrefacción avanzado". El día 19 de este mes, el Ejército francés entregó a las FAMA la base militar que tenía en Gossi, dentro de la operación de retirada del contingente que tiene en ese país ordenada en febrero pasado por el presidente, Emmanuel Macron.

La nota de las FAMA precisa que el Estado Mayor del Ejército maliense, que "se toma muy en serio este hallazgo", se puso en contacto con el Ministerio de Defensa para abrir una investigación con vistas a esclarecer el asunto. Agrega que el avanzado estado de putrefacción de los cuerpos indica que esta fosa común existía "mucho antes" de la entrega de la base de Gossi por las fuerzas francesas a sus homólogas malienses por lo que "la responsabilidad de este hecho no puede en modo alguno imputarse a las FAMA".

Las FAMA responden así a un vídeo difundido por el Ejército francés y en el que aparecen lo que afirma son mercenarios del grupo ruso Wagner ligado al Kremlin, enterrando cuerpos, supuestamente, cerca de la base de Gossi. Según la armada gala, el objetivo de Wagner era acusar a los soldados franceses de perpetrar abusos.

El pasado martes, efectivos rusos y malienses mataron a 18 personas y detuvieron a otros 611 en la localidad Hambori, situada a 89 kilómetros al suroeste de Gossi, en respuesta a la muerte de un integrante de Wagner en un ataque con explosivos. Las FAMA aseguraron que los muertos y los detenidos eran "terroristas", pero testigos consultados por Efe indicaron que los muertos y los arrestados no serían terroristas sino civiles congregados en el mercado semanal de la localidad.

Los militares, según la versión de uno de los testigos, se llevaron en un camión a los cadáveres y en otros cuatro camiones a los detenidos. Ayer, afirmó, liberaron a muchos de ellos. La presencia de efectivos rusos en Mali, supuestamente mercenarios del grupo Wagner ligado al Kremlin para instruir a las fuerzas malienses y proteger al gobierno, ha sido objeto de polémica internacional y es el motivo por el que Francia ha retirado su misión antiterrorista en el terreno.